Nuevos estudios del mecanismo de Antikythera

Carta

Nature 444, 587-591 (30 November 2006) | doi:10.1038/nature05357; Received 10 August 2006; Accepted 17 October 2006

Decodificando el antiguo calculador astronómico griego conocido como el Mecanismo de Antikythera

T. Freeth1,2, Y. Bitsakis3,5, X. Moussas3, J. H. Seiradakis4, A. Tselikas5, H. Mangou6, M. Zafeiropoulou6, R. Hadland7, D. Bate7, A. Ramsey7, M. Allen7, A. Crawley7, P. Hockley7, T. Malzbender8, D. Gelb8, W. Ambrisco9 and M. G. Edmunds1

El mecanismo de Antikythera es un dispositivo de engranes griego, construido alrededor del final del segundo siglo a.C. Se sabe que calculaba y exhibía información celeste, particularmente ciclos tales como las fases de la luna y un calendario luni-solar. Los calendarios eran importantes para las sociedades antiguas, para sincronizar la actividad agrícola y fijar las festividades religiosas. Los eclipses y los movimientos planetarios a menudo eran interpretados como presagios, mientras que la regularidad de los ciclos astronómicos debe haber sido filosóficamente atractiva en un mundo incierto y violento. Bautizado después de su descubrimiento en 1901, en un naufragio romano, el mecanismo de Antikythera es técnicamente más complejo que cualquier dispositivo conocido por lo menos un milenio más tarde. Sus funciones específicas siguen siendo controversiales porque sus engranajes y las inscripciones sobre sus caras son solamente fragmentarios. Aquí divulgamos imágenes superficiales y tomografías de rayos X de alta resolución de los fragmentos que han sobrevivido, permitiéndonos reconstruir la función de los engranes y duplicar el número de inscripciones descifradas. El mecanismo predice los eclipses lunares y solares en base de ciclos de progresiones aritméticas babilónicas. Las inscripciones apoyan sugerencias de exhibición mecánica de las posiciones planetarias, ahora perdidas. En el segundo siglo a.C., Hipparchos desarrolló una teoría para explicar las irregularidades del movimiento de la luna, a través del cielo, causadas por su órbita elíptica. Encontramos una aplicación mecánica de esta teoría en los engranes del mecanismo, revelando un grado inesperado de sofisticación técnica para ese período.

1. Cardiff University, School of Physics and Astronomy, Queens Buildings, The Parade, Cardiff CF24 3AA, UK

2. Images First Ltd, 10 Hereford Road, South Ealing, London W5 4SE, UK

3. National and Kapodistrian University of Athens, Department of Astrophysics, Astronomy and Mechanics, Panepistimiopolis, GR-15783, Zographos, Greece

4. Aristotle University of Thessaloniki, Department of Physics, Section of Astrophysics, Astronomy and Mechanics, GR-54124 Thessaloniki, Greece

5. Centre for History and Palaeography, National Bank of Greece Cultural Foundation, P. Skouze 3, GR-10560 Athens, Greece

6. National Archaeological Museum of Athens, 1 Tositsa Str., GR-10682 Athens, Greece

7. X-Tek Systems Ltd, Tring Business Centre, Icknield Way, Tring, Hertfordshire HP23 4JX, UK

8. Hewlett-Packard Laboratories, 1501 Page Mill Road, Palo Alto, California 94304, USA

9. Foxhollow Technologies Inc., 740 Bay Road, Redwood City, California 94063, USA

Correspondence to: M. G. Edmunds1 Correspondence and requests for materials should be addressed to M.G.E. (Email: [email protected]).

http://www.nature.com/nature/journal/v444/n7119/abs/nature05357.html

4 pensamientos en “Nuevos estudios del mecanismo de Antikythera”

  1. hola ,mas alla de sus supuestas funciones,lo invreible seria de saber como se fabrico esa maquina y las herramientas y calculos que se usaron para la misma,y si esa tecnologia hubiera tenido continuidad a donde estariamos hoy? saludos .

  2. hola ,lo curioso es que como se fabrico esa maquina con que tecnologia pudieron hacerlo hoy tenemos maquinas para construirlo todo,pero aun asi las herramientas que se utilizaron donde estan? y si no fuera un ¨calculador lunar o lo que sea ” la pregunta seria si esa tecnologia hubiera tenido continuidad donde estariamos hoy?

  3. No creo que sea algo tan dificil de imaginar. Después de todo, nuestros antepasados no eran unos tontos. (salvo lo que opine el racista de Von Daniken)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.