Verano: tiempo de ovnis y de serpientes

Si es verano, es hora de que los medios se ocupen de los ovnis

Como Bigfoot y Nessie, cada vez es más difícil tomar seriamente este asunto.

Tres tipos de noticias le dicen a lectores de los periódicos que el verano realmente ya está aquí: actualizaciones del Bigfoot, el monstruo de Loch Ness o los objetos voladores no identificados.

La última parte de ese trío apareció en este fin de semana con una historia de la Central de Platillos Voladores -también conocida como Roswell, N.M.- sobre el mundialmente famoso incidente que supuestamente ocurrió allí el 8 de julio de 1947.

Eso fue cuando un “disco volador” se estrelló cerca de la ciudad. Sus restos, y el cuerpo de su piloto extraterrestre (no un pequeño marcianito verde, sino la versión flaca, de grandes ojos y cabezón ahora llamada “gris de Roswell”), fueron sacados con pala por la Fuerza Aérea de los E.U., que encubrió el incidente llamándolo un “globo meteorológico”.

OK, OK, ya lo sabemos, por lo menos no es una historia sobre la criatura melenuda de 8 pies de alto que deja huellas por todas partes en los bosques del oeste, o los turistas maravillados por los dinosaurios prehistóricos tocando gaitas en un lago escocés.

Roswell está firmemente en el mapa como el centro mundial de la locura de los ovnis, con almacenes vendiendo platillos que brillan intensamente en la oscuridad y restaurantes colocando espacios para “estacionamiento de ovnis”. Miles vienen al festival de ovnis todos los meses de julio, y cerca de 2.5 millones de personas han visitado el museo local de ovnis desde su fundación en 1992.

Un par de empresarios locales ahora desea construir un complejo hotelero de $67 millones que se llamará “Estación Terrestre Roswell” para atraer más turistas con sus dólares, mientras que la ciudad está contemplando un parque de atracciones temático de ovnis con la misma idea en mente.

La diversión es la diversión, y si la gente desea gastar sus créditos intergalácticos ganados con su sudor en tales cosas, pues lo pueden hacer. Otros, sin embargo, pueden desear esperar hasta que haya una exhibición combinada que ofrezca un gris de Roswell, un Sasquach y un Nessie vivos.

Por ahora, eso estará fuera de este mundo.

http://pressherald.mainetoday.com/story.php?id=119674&ac=PHedi

Un pensamiento en “Verano: tiempo de ovnis y de serpientes”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.