Archivos de la categoría Enlaces

Matrimonio igualitario y mentiras clericales

ESCRUTINIO

Matrimonio igualitario y mentiras clericales[1]

Juan José Morales

No me extraña que en varias ciudades del país el llamado Frente Nacional por la Familia —orquestado por la Iglesia Católica— haya logrado movilizar a gran número de personas en sus manifestaciones contra la iniciativa de ley para reformar el Código Civil Federal y establecer clara e inequívocamente el matrimonio igualitario —es decir, entre personas del mismo sexo— y el derecho de tales matrimonios a adoptar hijos, cuestiones ambas que han sido reconocidas por la Suprema Corte de Justicia como parte inalienable de los derechos humanos.

Y es que cualquiera protestaría al enterarse de que —como se estuvo diciendo para convocar a tales movilizaciones— la iniciativa de decreto establece, entre otras cosas, que:

· A partir de los 13 años una niña podrá realizarse tratamientos médicos sin aprobación o conocimiento de sus padres.

· Cualquier hombre que “se sienta mujer” podrá entrar a baños públicos de mujeres.

· Los niños podrán tener relaciones sexuales voluntarias con adultos.

· Desde el nivel preescolar, en la escuela a los alumnos se les vestirá con ropa del sexo opuesto para que elijan ser niño o niña, y si los padres se oponen, se usará la fuerza pública para someterlos.

imageEsto es lo que pregona solemnemente la Santa Iglesia Católica Apostólica Romana. Pero ella misma no tiene empacho en violar el octavo mandamiento con la gran cantidad de mentiras que ha estado difundiendo acerca del proyecto de decreto sobre matrimonio igualitario.

Son cosas que, desde luego, resultan inaceptables. El único y nada desdeñable detalle es que todo eso es falso. Completamente falso.

Quien se tome la molestia de leer el texto —bastante extenso, ciertamente— de la iniciativa de decreto para modificar el Código Civil Federal no encontrará nada, absolutamente nada de ese tenor o siquiera vagamente parecido.

Es el mismo tipo de mentiras que los sectores más reaccionarios de la Iglesia han utilizado en otras ocasiones. Por ejemplo, cuando, para oponerse a la educación sexual en las escuelas, echaron a rodar la versión de que los libros de texto contenían imágenes pornográficas y enseñaban a los niños a masturbarse.

Otra de las falsedades que presenta como verdades comprobadas el llamado Frente Nacional por la Familia es que los niños adoptados por parejas del mismo sexo sufrirán graves trastornos sicológicos “por falta de un padre y una madre”. Por principio de cuentas —y como veremos en otra ocasión— esa familia ideal de que habla la Iglesia, formada por papá, mamá e hijos, no existe en muchísimos hogares mexicanos. Tan es así que, al garantizar el derecho de niñas y niños a vivir en familia, la Ley General de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes en ningún lado señala que la familia deba estar conformada únicamente por una mujer y un hombre.

En segundo lugar, no hay ningún estudio científico que avale eso de los trastornos sicológicos, sino todo lo contrario. En 2010, por ejemplo, la UNAM realizó un estudio sobre el particular, y llegó a la conclusión de que no “existen razones objetivas ni científicamente fundadas para conjeturar riesgos para los menores criados y/o adoptados por parejas homosexuales.”

Esta es la realidad: una sarta de mentiras dichas sin pudor alguno, por los máximos jerarcas de la Iglesia Católica para llenar de pánico a los ingenuos que se las creen, y para fomentar la aversión, el rechazo y el odio contra los homosexuales.

Comentarios: [email protected]


[1] Publicado en los diarios Por Esto! de Yucatán y Quintana Roo. Martes 13 de septiembre de 2016

Y siguen en Cancún los divinos despojos

ESCRUTINIO

Y siguen en Cancún los divinos despojos[1]

Juan José Morales

Como hemos comentado varias veces en esta columna, en Quintana Roo la congregación de los Legionarios de Cristo —o Millonarios de Cristo, como los bautizó el ingenio popular debido a sus trapacerías— se ha dedicado a invadir valiosos terrenos urbanos, especialmente en Cancún, so pretexto de construir capillas y templos.

Desde luego, los vecinos afectados no ven con buenos ojos tan terrenales ambiciones, pero generalmente no les queda más que soportar los sacerdotales abusos, ya que pese a sus protestas las autoridades nada hacen para evitarlos. Pero vecinas de la Supermanzana 200 decidieron iniciar una firme acción legal ante el despojo de una porción del parque de dicha Supermanzana, donde se construyó la llamada capilla de San Pablo Apóstol.

imageEsta es la capilla de San Pablo Apóstol que los Legionarios de Cristo construyeron ilegalmente en un parque público de Cancún, privando así a niños y jóvenes de un área que debía destinarse a su recreación y esparcimiento. De igual manera, la nada cristiana legión se ha adueñado de muchos otros valiosos terrenos en esa ciudad.

Para el juicio, contaron con el apoyo de la asociación Ombligo Verde, la misma que hace años rescató el gran espacio público de que intentó adueñarse la legión en pleno centro de Cancún. Y aunque muchos dijeron que era inútil enfrentarse contra el poder económico y político de esa congregación fundada por el drogadicto y pederasta Marcial Maciel, después de tres años de una batalla legal las defensoras de la comunidad finalmente triunfaron al ganar dos amparos en otros tantos juzgados y tres recursos en un tribunal colegiado.

Como resultado, en marzo de este año la jueza tercera de distrito ordenó al Síndico del Ayuntamiento de Benito Juárez recuperar el terreno en cuestión. Pero el síndico, Guillermo Andrés Brahms González, hizo caso omiso. Nuevamente hubo que ordenarle hacer cumplir la sentencia, que no deja lugar a dudas en cuanto a que en un plazo no mayor de cinco días hábiles el síndico debería iniciar el procedimiento necesario para la recuperación del inmueble. Sin embargo, Brahms —en evidente complicidad con el presidente municipal, Paul Carrillo— recurrió a lo que en la jerga de los abogados se conoce como una chicanada: para simular que obedecía las instrucciones del juez, inició un nuevo juicio contra los legionarios, como si el asunto no fuera ya cosa juzgada ni existiera un fallo definitivo.

La maniobra es evidente. De esta manera, el ayuntamiento sigue enredando y prolongando el asunto, y mientras tanto el terreno sigue en poder de quienes ilegalmente lo ocuparon. Más todavía: es casi seguro que, como a menudo se acostumbra, las autoridades se las ingeniarán para perder el nuevo juicio y nunca recuperar el inmueble.

Al denunciar estos hechos, el presidente de la asociación Ombligo Verde, el físico Tulio Arroyo Marroquín, señaló que tanto el síndico Brahms como el director de Ecología municipal, Felipe Prisciliano Villanueva Silva —quien actúa en contubernio con él— provienen del llamado partido verde, que mediante la compra de votos obtuvo la presidencia municipal de Cancún. Es de temerse, entonces, que el futuro ayuntamiento, al igual que el actual, encubra y solape a los ensotanados invasores y continúe el despojo de parques públicos.

Comentarios: [email protected]


[1] Publicado en los diarios Por Esto! de Yucatán y Quintana Roo. Martes 30 de agosto de 2016

Peña Nieto, escribidor y plagiario

ESCRUTINIO

Peña Nieto, escribidor y plagiario[1]

Juan José Morales

Como se recordará, a fines de 2011, en plena campaña electoral para la presidencia de la República, Enrique Peña Nieto acudió con bombo y fanfarria —a cargo de un conjunto de mariachis— a la Feria Internacional del Libro en Guadalajara para presentar un libro del cual afirmaba ser autor, México, la gran esperanza. Sin embargo, cuando se le preguntó acerca de las obras que más hubieran influido en su pensamiento, no pudo nombrar una sola, excepto la Biblia, “cuya mención —comentamos entonces— es el manido recurso de quienes la conocen sólo de nombre y tienen una idea más o menos vaga de su contenido”.

Comentamos también que pudo haber dicho, como Pedro Camacho, el prolífico autor de guiones para radionovelas de la novela de Vargas Llosa La tía Julia y el escribidor, que no leía para evitar que el estilo de otros autores pudiera corromper el suyo. Pero, obviamente, Peña Nieto no pudo haber dado tal excusa porque eso implicaría haber leído a Vargas Llosa.

Todo esto viene a cuento porque ahora ese señor que ocupa la silla presidencial se encuentra en un brete semejante, ahora como plagiario.

imageEPN presentó este libro que dice haber escrito en la Feria Internacional del Libro en Guadalajara en 2011. Alguien debió advertirle que eficaz no tenía por qué ir con mayúscula.

En un excelente reportaje de Carmen Aristegui, Irving Huerta, Sebastián Barragán, Juan Omar Fierro y Rafael Cabrera difundido por Aristegui Noticias, se reveló que la tesis profesional con la que Peña Nieto obtuvo el título de licenciado en derecho en la Universidad Panamericana —una institución privada de la ciudad de México— es en gran medida un plagio.

Los autores del reportaje, con ayuda de un grupo de especialistas y académicos, analizaron minuciosamente dicha tesis, titulada “El presidencialismo mexicano y Álvaro Obregón”, y descubrieron que casi la tercera parte del texto cae en la categoría de plagio puesto que fue copiado literalmente de los trabajos de otros autores, pero sin darles el crédito correspondiente y en muchos casos sin hacer siquiera mención de ellos en alguna otra parte de la tesis.

De los 682 párrafos de que consta la tesis de Peña Nieto, al menos 197 fueron así plagiados.

Entre los autores —vivos unos, fallecidos otros— de cuyos trabajos se valió EPN para integrar su tesis mediante el método de copiar y pegar, pero —repetimos— sin citar la fuente, puede mencionarse a Jorge Carpizo, ex rector de la UNAM, el ex ministro de la Suprema Corte Diego Valadez, el historiador Enrique Krauze, el famoso diplomático Emilio Rabasa, fundador de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, Felipe Tena Ramírez, brillante constitucionalista, el politólogo Víctor López Villafañe, el historiador Alberto Morales Jiménez, el jurista José de Jesús Orozco Henríquez y el ex presidente Miguel de la Madrid.

De la obra Estudios de Derecho Constitucional de este último, Peña Nieto copió textualmente 20 párrafos, sin darle crédito al autor en un solo caso. Más todavía: ni siquiera lo menciona en alguna parte de su tesis.

Salta ahora la incógnita: ¿Escribió EPN realmente su tesis? Porque de haberla escrito, “fusilándose” las obras de otros, en la FIL hubiera podido al menos recordar los títulos de alguna o algunas.

Y ahora falta ver qué represalias se tomarán contra Carmen Aristegui y su equipo de reporteros por estas nuevas revelaciones.

Comentarios: [email protected]


[1] Publicado en los diarios Por Esto! de Yucatán y Quintana Roo. Martes 23 de agosto de 2016

Boxeo y matemáticas

ESCRUTINIO

Boxeo y matemáticas[1]

Juan José Morales

Hace unos días leí un par de esas noticias que causan indignación: la primera, que Peña Nieto felicitó al boxeador mexicano Misael Rodríguez por haber obtenido una medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro. La segunda, que un joven estudiante yucateco, Gustavo Humberto Vargas de los Santos, está solicitando contribuciones del público para poder asistir a la Olimpiada Iberoamericana de Matemáticas Universitarias (OIMU), que se celebrará en la ciudad brasileña de Manaos del 11 al 17 de septiembre venidero.

imageAmbas noticias, en apariencia totalmente divorciadas entre sí, tienen sin embargo algo en común: en ambos casos muestran la falta de respaldo oficial a jóvenes talentosos —en el deporte uno, en el campo intelectual el otro— que se esfuerzan por representar dignamente a México.

En efecto, después del triunfo de Rodríguez en Río, se supo que para poder competir, tuvo que allegarse por sus propios medios los recursos económicos necesarios, con gran esfuerzo e incluso recurriendo al “boteo”, como se denomina popularmente la solicitud de dinero en la vía pública o los medios de transporte. Sólo así pudo el pugilista mexicano pagar su asistencia en 2015 al campeonato mundial de boxeo en Qatar, donde logró la clasificación indispensable para participar en los Juegos de Río.

Eso sí, en cuanto se supo del triunfo que dio a México su primera medalla de bronce, Peña Nieto se apresuró a enviarle una felicitación por su “pasión, preparación y perseverancia”.

Por lo que respecta al joven universitario Vargas de los Santos, hay que recalcar que no se trata de un advenedizo que sin mayores méritos pretenda viajar a la olimpíada de matemáticas. Por lo contrario, tiene sobrados méritos para ello, como lo demuestra su historial en ese aspecto, que se remonta a 2009, cuando siendo estudiante de secundaria, participó en la Olimpiada Mexicana de Matemáticas y obtuvo mención honorífica. En 2010, todavía como alumno de secundaria, participó en la OMM de ese año y logró medalla de plata.

Al llegar a la preparatoria en la Universidad Autónoma de Yucatán, participó nuevamente y tres años consecutivos logró medalla de plata.

Ya como estudiante de licenciatura, compitió en las ediciones 2014 y 2015 de la Olimpiada Iberoamericana de Matemáticas y en ambas — realizadas en Guanajuato en la sede del Centro de Investigación en Matemáticas— obtuvo medalla de bronce, igual que, el año pasado, en la VII Competencia Universitaria de Matemáticas en la ciudad de México.

Viajar a Manaos, sin embargo, representa un gasto fuera de sus posibilidades económicas. Por ello, y ante la falta de apoyo por parte de la Universidad Autónoma de Yucatán y el gobierno del estado, se ha visto precisado a solicitar donativos.

Decía al principio que este tipo de noticias causan indignación. Uno se pregunta cómo es posible que los gobiernos escatimen los pocos miles de pesos que cuesta un viaje a Brasil y obliguen a jóvenes brillantes a convertirse en pedigüeños, no para su propio beneficio, sino para honra del país.

Comentarios: [email protected]


[1] Publicado en los diarios Por Esto! de Yucatán y Quintana Roo. Miércoles 24 de agosto de 2016

Ciudad sin biblioteca y playas con sargazo

ESCRUTINIO

Ciudad sin biblioteca y playas con sargazo[1]

Juan José Morales

Puede parecer increíble que una ciudad de casi un cuarto de millón de habitantes, capital de estado por añadidura, carezca de una biblioteca pública. Pero desde hace más de nueve meses, Chetumal, capital de Quintana Roo, sede de los poderes del estado y de importantes centros de educación media superior y superior, se encuentra en tal situación.

Quienes desean utilizar el acervo de la Biblioteca Pública Central Lic. Javier Rojo Gómez, encuentran que está “cerrada por remodelación hasta nuevo aviso”, según el aviso oficial. Pero no hay tal remodelación. Ni siquiera reparaciones. El acceso del público al edificio y los servicios que ahí se prestan fueron suspendidos a raíz del derrumbe parcial del techo en octubre del año pasado, y la subsecretaría de Cultura, de la cual depende la biblioteca, optó por dejarla abandonada para que el próximo gobierno atienda el asunto.

imageBiblioteca Pública Central de Chetumal. Tiene menos de 40 años de construida, pero se dice que ya llegó al fin de su vida útil y habrá que demolerla. Uno se pregunta cuándo llegaron al fin de su vida útil edificios mucho más antiguos, como el Palacio Nacional o la Escuela de Minería. Lo que ocurre con la biblioteca es que no se le dio el adecuado mantenimiento, sin que se sepa a qué bolsillos fue a dar el dinero destinado a tal fin.

La explicación oficial es que el desplome fue consecuencia de intensas lluvias ocasionadas por una onda tropical. Pero ondas tropicales y fuertes precipitaciones pluviales las hay todo el tiempo en Chetumal, y no por eso se andan cayendo los techos por todas partes. Lo que ocurrió —según fuentes dignas de crédito del interior del gobierno estatal— fue que no se le dio el mantenimiento apropiado al edificio, no obstante que el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta) envió fondos para tal fin. El dinero se esfumó —como ocurrió con el de otras partidas presupuestales—, pasaron los años, y finalmente…

Como justificación, las autoridades alegaron que lo mismo — desplomes de techos y otros daños— ocurrieron en el Hospital General, la Secretaría del Trabajo y algunas otras dependencias del gobierno estatal.

Pero tal explicación implica que tampoco en esas instalaciones se hicieron los necesarios trabajos de mantenimiento. Las cosas, por lo demás, no pararon ahí. Cajas de libros enviados a la Javier Rojo Gómez por Conaculta como parte de sus programas de mejoramiento del acervo de las bibliotecas públicas, fueron reetiquetadas con el lema del gobierno estatal y canalizadas a otras bibliotecas como si fueran adquisiciones del gobierno estatal. Ello —hay que subrayarlo— va contra de la normatividad oficial, ya que las aportaciones de libros de Conaculta tienen un destino específico y no pueden ser manejadas a criterio de los gobiernos estatales o municipales.

El caso de la biblioteca resulta hasta cierto punto simbólico como muestra del desinterés por la cultura, rayano con el desdén, manifestado por Roberto Borge Angulo durante los casi seis años que ha estado al frente del gobierno. Pero no es único. De manera semejante han desaparecido cientos o miles de millones de pesos de otras partidas presupuestales, como el impuesto al hospedaje o los recursos económicos destinados a la limpieza de sargazo en las playas.

Sobre esto último, el presidente de la Asociación de Hoteles de Cancún y Puerto Morelos, Carlos Gosselin Maurel, declaró a un medio de prensa que como el gobierno saliente “se llevó todo el dinero… no hay recursos para atender” la invasión de sargazo que ahora se presenta.

En justicia, sin embargo, debemos aclarar que el gobierno de Borge no se llevó todo. Sólo la mitad. En efecto, según Gosselin, el gobierno federal entregó al estatal 150 millones de pesos para atender la recolección del sargazo. De ellos se gastaron 80, así que sólo han desaparecido 70 millones de esa partida presupuestal.

Comentarios: [email protected]


[1] Publicado en los diarios Por Esto! de Yucatán y Quintana Roo. Martes 16 de agosto de 2016