Archivos de la categoría General

Un gobierno impulsor de la diabetes

QUE NO LE DIGAN, QUE NO LE CUENTEN

Un gobierno impulsor de la diabetes[1]

Juan José Morales

A bombo y platillo, el pasado 21 de marzo el subsecretario de Prevención a la Salud, Dr.  Pablo Kuri, anunció que México sería el primer país en atender las recomendaciones sobre el consumo máximo de azúcar presentadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS),según las cuales debe limitarse a no más de 50 gramos diarios, y menos de 25 si se desea proteger la salud. Y el 1 de julio, la propia Secretaría de Salud informó que se había autorizado a las empresas productoras de alimentos industrializados un etiquetado en el cual se indican los máximos al respecto.

Pero, !oh sorpresa!, el tal etiquetado autorizado oficialmente promueve un alto consumo de azúcar, mucho mayor que el recomendado por la OMS.

clip_image002La diabetes en México. Uno de cada tres niños mexicanos nacidos a partir de 2010 la padecerá en el curso de su vida. Una de las causas de ello es el elevado consumo de refrescos y golosinas con alto contenido de azúcar, pero el gobierno, en vez de combatir esa tendencia, la fomenta al autorizar etiquetas oscuras y confusas en alimentos y bebidas, contra la opinión de los expertos en nutrición y salud pública.

Así lo denunció en un comunicado de prensa la asociación civil El Poder del Consumidor. “El etiquetado frontal, conocido como Guía Diaria Alimentaria (GDA), que entró en vigor en México como obligatorio este primero de julio de 2015 -dice el documento- es un etiquetado que no es comprensible por la población mexicana, que no atiende las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, y que induce a la ingesta de altas cantidades de azúcar que representan un riesgo a la salud.”

En efecto, el etiquetado autorizado por la SSA mencionaba inicialmente 90 gramos diarios de azúcar como consumo recomendado, sin mención alguna a cantidades menores para proteger la salud. Ante las protestas de los expertos, la Comisión Federal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) accedió a modificarlo. Pero, como si fuera una burla, se limitó a suprimir una palabra: en lugar de “% de nutrimientos diarios recomendados” ahora la etiqueta menciona “% de nutrimientos diarios”. Obviamente, para el consumidor, el texto sugiere que, o bien 90 gramos por día es el consumo recomendado por las autoridades, o puede ingerirse tal cantidad sin riesgo alguno para la salud.

Al respecto, el comunicado de El Poder del Consumidor subraya que el etiquetado autorizado por la SSA es confuso, oscuro e incomprensible para el público en general. Tan lo es, que en el único estudio que se realizó en México para evaluar su comprensión, al mostrarlo a estudiantes de nutrición, no pudieron interpretarlo. Si ello ocurrió con jóvenes que poseen un alto nivel de escolaridad y conocimientos especializados en la materia, fácil es suponer lo que sucederá a los consumidores comunes y corrientes. Para ellos, será como si el etiquetado estuviera escrito en chino.

Lo más indignante del asunto es que antes de que se autorizara el etiquetado, dice el comunicado, se entregó a la presidencia de la República una carta firmada por 30 destacados científicos de renombre internacional, de afamados centros de investigación de distintos países, que lo criticaban por sus graves deficiencias y pedían que no se pusiera en vigor. Peña Nieto, sin embargo, hizo caso omiso de la recomendación.

Lo que ocurre es que su gobierno se ha alineado con las grandes empresas de la industria alimentaria y refresquera para imponer un etiquetado promovido por ellas. Y, “al tiempo que se impone este etiquetado en nuestro país, el gobierno mexicano participa junto con las grandes corporaciones de alimentos y bebidas para oponerse a los etiquetados frontales establecidos en Ecuador y Chile, que fueron probados entre los consumidores, que son entendibles, que permiten advertir cuando un producto tiene altos contenidos de azúcares, grasas y/o sodio, y que son reconocidos por la Organización Panamericana de la Salud y la FAO”, según declaró Alejandro Calvillo, director de El Poder del Consumidor.

Tenemos así una paradójica y contradictoria situación: por un lado el gobierno dice tratar de evitar que siga cundiendo la diabetes, un padecimiento que anualmente causa la muerte a más de 24 mil mexicanos y cuya atención representa más de la mitad del gasto en el sistema público de salud, pero por otro lado fomenta una de sus causas, que es justamente el alto consumo de bebidas y alimentos con gran contenido de azúcar. Aunque, bien mirado, tal cosa resulta muy explicable: este gobierno está al servicio del gran capital, no del pueblo, cuya salud lo tiene enteramente sin cuidado.


[1] Publicado en los diarios Por Esto! de Yucatán y Quintana Roo. Jueves 13 de agosto de 2015

El día después de Roswell (233)

EL DÍA DESPUÉS DE ROSWELL (233)

Al día siguiente, 8 de julio, traería más informes de que podría o no podría explicarse como una identificación errónea de aviones e incluso murciélagos, pero un informe mucho menos equívoco también aparecería ese día en el Times-News de Twin Falls, Idaho.

Cinco Hombres de Hecla Ven Disco Volador

Wallace, Idaho. 7 de julio – El primer informe de un disco volador visto en el área de Wallace llegó esta tarde a partir de cinco empleados de la planta de relaves Hecla, al oeste de Osburn.

Fue visto por primera vez en el aire por Joe Vander Vloedt, operador de pantalla en la planta, que llamó a los demás trabajadores, Conrad Preston, C. J. Landis, Ervin Zorb y Eddie Jackson, que dijeron que lo vieron durante casi dos minutos hasta que desapareció sobre las colinas de la quebrada Terror, se dirigían en dirección Oeste.

Vander Vloedt dijo que se sintió atraído por primera vez por lo que describió como un “destello en el cielo”.

Ven Reflexiones

Landis, quien llamó a Press-Times de Wallace para reportar el incidente, lo describió como un “avión circular”, y dijo que había un reflejo “cada vez que hacía malabares en el aire”.

“Estaba viajando rápido y estaba muy alto”, dijo Landis. “No había sonido y el objeto desaparecía momentáneamente, luego parpadeaba brillante cuando se sumergía o hacía malabares”.

Los hombres dijeron que un avión apareció unos dos minutos más tarde, pero estaba viajando en una dirección diferente y dudaban de que estuviera tratando de interceptar el disco.

Al día siguiente, 9 de julio, trajo un solo informe, que encajaría mucho con la descripción de los globos. Luego, el 10 de julio de 1947, Dave Johnson, el editor de aviación del Statesman de Boise, Idaho escribiría su propio avistamiento, como se encuentra en la edición del 10 de julio 1947 del Morning Tribune de Lewiston, Idaho…

Johnson ve Objeto Circular Oscuro En Cielo

Por Dave Johnson

(Editor de Aviación del Statesman de Idaho)

Boise, Idaho, (AP) – Tres días de búsqueda aérea en una misión para encontrar un disco volador tuvieron su pago el miércoles, cuando durante 45 segundos vi un objeto circular dispararse sobre el frente de un banco de nubes.

El objeto era redondo. Al parecer, negro, aunque como maniobró frente a las nubes vi el destello de sol desde él una vez.

Yo estaba volando a 14,000 pies al Oeste de Boise, cerca del final de mi tercera misión en busca de los discos voladores que se han divulgado sobre el Noroeste y en otros lugares.

Francamente, yo había perdido la esperanza de volver a ver uno de los objetos. Giré el avión hacia Boise, para comenzar una bajada circular sobre Gowen Field y sobre la nariz del avión vi el objeto.

Lo vi con claridad y distintivamente. Giré el avión hacia él y quité la cubierta de plexiglás para que no hubiera ninguna distorsión. El objeto estaba todavía allí.

Estaba elevándose fuerte y bruscamente hacia la parte superior de la torre del banco alto de nubes alto cúmulos y alto estratos. En ese momento, era tan redondo de forma que pensé que era un globo.

No es un globo meteorológico

Abrí mi radio y llamé a la estación de comunicaciones de CAA Boise. El registro muestra que la llamada fue hecha a las 12:17 p.m. Pregunté si el servicio meteorológico había lanzado un globo.

La respuesta fue que no, que un globo no había sido liberado en varias horas. Con eso saqué mi cámara de la caja de mapas y comencé a disparar. Sostuve el botón durante unos 10 segundos, y luego miré de nuevo.

El objeto estaba girando así que presentó su borde hacia mí. Luego, apareció como una línea recta negra. Luego, todavía con su borde hacia mí, se disparó hacia arriba, rodó en la parte superior de esta maniobra, y lo perdí de vista.

Le pregunté a la CAA y la torre de control de campo Gowen si había alguna aeronave en las inmediaciones. Había un avión de combate P-51 en el área, pero estaba detrás de mí. Había un Fairchild C-82 de carga volando sobre Boise, pero yo lo vi pasar por debajo de mí.

Distancia Desconocida

Vi el objeto circular al Este de la ciudad, hacia el embalse Anderson Ranch. No sé lo lejos que estaba. Tenía el tamaño relativo de una moneda.

Las nubes contra las que vi el objeto se estaban formando en la región de las praderas de Camas, a unas 50 millas al este de Boise. Había volado alrededor de ellas alrededor de una hora antes.

La base de las nubes estaba a 13,000 pies. Su parte superior debe haberse extendido a 18,000 o 20,000 pies.

El objeto podría haber estado a 10 millas de distancia, o 40. Yo no lo sé. Si se trataba de una gran distancia de mí, su velocidad era increíble. A mayor distancia de un objeto al observador, debería aparecer más lenta su velocidad. Esta cosa circular maniobraba muy rápidamente.

El P-51 que estaba en la zona fue instruido para explorar la región, y su piloto fue allí. Aterrizó poco después de que yo lo hice para reportar que no había visto nada.

P-51s se unen a la Búsqueda

Se ordenó que patrullas de P-51 fueran a la zona para seguir buscando hasta la oscuridad. Hice cargar el avión y me fui otra vez por dos horas más de vuelo a la misma zona, y luego me acerqué al depósito Owyhee, donde se había informado de discos más temprano en el día, pero no vi nada más.

No sé si las imágenes van a resultar. Se han enviado por vuelo a San Francisco para el procesamiento en la planta de Eastman, ya que son en color y requieren un manejo especial.

Ahora, acerca de mí mismo. He volado 18 horas en los últimos tres días en busca de discos. He perseguido y descartado como nada varios flashes que creí que vi en el cielo. Gran parte de mi vuelo de hoy estaba por encima de 12,500 pies y yo podría haber estado cansado por falta de oxígeno. Parecía negro contra las nubes. El sol brilló de una vez. Puso su borde hacia mí y desapareció.

Él vio algo

No creo que me auto-hipnotizara para ver nada que en realidad no existe. Estoy en el mismo lugar que Kenneth Arnold, el hombre que informó discos por primera vez, y el capitán. E. J. Smith, de United Airlines, cuya tripulación entera vio objetos circulares cerca de un transporte bimotor al atardecer.

Lo que vi no fue ningún avión. Se movía rápido, pero no sé qué tan rápido. No sé lo grande que era. Si estaba a decenas de millas de distancia, era muy grande.

Ahora para el pateador.

Cuando aterricé de la segunda misión de hoy, tres hombres de la Guardia Nacional de Idaho me estaban esperando en la sala de operaciones. Dijeron que habían visto un objeto redondo y negro en apariencia, realizar maniobras similares, en contra de las nubes, y que desapareció “muy rápido”. Fue en la misma zona donde vi el objeto.

Sus nombres son Warren Noe y Bob Ayres, jefes de equipo, y Fem Sabala, fotógrafo de la Guardia Nacional.

Mientras escribo esto, vino William W. Hunt, de Blackfoot, Idaho, que conducía 14 millas al Este de Boise cuando vio un objeto desde su automóvil. Él sólo quería hablarme de eso.

Le di las gracias.

El relato de Johnson fue notable no sólo porque era el editor de la aviación para su periódico y estaba bien versado en los tipos de aeronaves, sino sobre todo porque era un piloto veterano de la Fuerza Aérea del Ejército con 2,800 horas de tiempo de vuelo, incluyendo su etapa como piloto de bombardero en el teatro del Pacífico donde Johnson había volado el B-29 Superfortress – el bombardero tecnológicamente más avanzado de su tiempo. Además, Johnson en el momento de su informe era un miembro de la Guardia Nacional del Aire de Idaho, y de hecho había hecho su avistamiento mientras piloteaba un AT-6 del 190° escuadrón de caza. El P-51 Mustang que se unió a la búsqueda fue del escuadrón de Johnson y llegó a su petición. Y los tres soldados de la Guardia Nacional en el terreno informaron su propio avistamiento independiente eran igualmente miembros de unidad de la Guardia Nacional de Johnson. Johnson más tarde declaró en un informe a la Fuerza Aérea… “…No puedo llevarme yo mismo hasta el punto de pensar que no vi nada. La impresión del momento era demasiado intensa, demasiado realista, y lo supe en el aire cuando vi que giraba lentamente o hacía un giro en barril parcial, que yo no era una víctima de la ilusión”.

Y luego, tan repentinamente como había empezado todo, los informes de avistamientos bajaron rápidamente casi a cero, y no hubo informes de consecuencias hasta dos semanas más tarde, cuando un avistamiento de un asustado piloto veterano fue noticia. De la edición del 24 de julio 1947 del Tribune de Salt Lake, Utah…

Piloto informa alas “Vs” sobre Idaho

Boise, 24 de Julio – Siete objetos en forma de V que parecían del tamaño de aviones de combate fueron reportados volando dentro de 1,500 o 2,000 pies de un avión civil sobre el desierto de Mountain Home el domingo.

El piloto dijo al Statesmen de Boise, Idaho, que por lo que pudo determinar los objetos no eran aviones de Estados Unidos.

Notificó a la estación de radio de la administración de Aeronáutica Civil de su experiencia y el 190° escuadrón de caza de la Guardia Nacional de Idaho informó a McChord Field, Washington.

El Statesman citó al piloto diciendo que estaba “asustado y sacudido” por la experiencia. Dijo que los objetos iban en formación cerrada, pero no el tipo de formación utilizada por los aviones militares y estaban volando “a una velocidad tremenda”.

El piloto, dijo el Statesman, tiene una amplia experiencia en la aviación. Entrenó a los pilotos durante la guerra y opera un aeropuerto en el Valle de Boise. Hizo su informe sólo a condición de que su nombre no se utilizara, según el diario.

El piloto describió los objetos como siendo en forma de una V, con un cuerpo sólido, circular debajo de la nariz de la V.

No había evidencia de ningún medio de propulsión, dijo – sin hélice, y no había estelas de humo que indicaran un jet o un cohete.

No había marcas de ningún tipo. El color, dijo, era una sombra que “no podía describir y no había visto antes”.

Dijo que tenía los objetos bajo observación durante dos minutos.
El piloto dijo que estaba a unas diez millas al Oeste de Mountain Home volando hacia Boise a unos 10,000 pies sobre el lado derecho de la carretera. Dijo que los objetos volaban a unos 9,000 o 9,500 pies.

Él describió la formación como en dos líneas de tres cada uno con el séptimo objeto, ya sea en el centro, entre las dos líneas, o por encima de ellas.

Cinco días más tarde dos pilotos más de United Airlines describieron su propio avistamiento. De la edición del 29 de julio 1947 Independent de Gallup, Nuevo México…

Piloto de aerolíneas avista otro platillo volador

Boise, Idaho, el 29 de julio (AP) – De nuevo es tiempo de discos voladores en Idaho y el piloto United Air Lines que vio el último dice que “deben mantenerse fuera de las vías aéreas civiles”.

El Capt. Charles P. Gibian, que mientras llegaba a Boise para un aterrizaje, anoche, informó detectar un objeto en forma de disco que “iba como el infierno” a unos 9,000 pies, le dijo al Statesman de Boise:

“Si es real debe ser una especie de experimento militar y si ese es el caso deben hacer arreglos para mantener los objetos fuera de las vías aéreas civiles”.

Voceros del Ejército y la Armada han negado tener conocimiento de los discos.

Gibian, quien habló por teléfono con el Statesman de Idaho desde Pendleton, Ore., Se convirtió en el segundo piloto de United en el vuelo 105 en informar ver el objeto volador. Su predecesor fue el capitán. E. J. Smith, quien dijo que vio a dos grupos de discos el 4 de julio, cerca de Emmett, Idaho.

La historia de Smith se produjo durante el clímax de los informes de discos voladores, que comenzaron a finales de junio en el estado de Washington. Durante principios de julio había pocos estados de la nación sin al menos un informe de un disco y personas en muchos otros países, entre ellos Japón, también dijeron que avistaron los objetos.

El disco de Gibian – o lo que sea – fue el primero reportado desde que la palabra de los objetos decayó hace unas dos semanas.

El piloto dijo que su primer oficial, Jack Harvey, también vio el objeto anoche.

Ellos dijeron que vieron un objeto redondo, plano en el cielo al Oeste de Mountain Home, un pueblo a 45 millas al Este de aquí.

Los dos hombres dijeron que pensaban que el objeto era un avión hasta que “en cuestión de segundos desapareció, al parecer alejándose de nosotros”.

Gibian dijo que si el objeto estaba a 40 millas o más distante del aeroplano, era tan grande como un avión.

La estación de comunicaciones de la Administración de Aeronáutica Civil informó aquí que no había ningún otro avión en el cielo en las inmediaciones de Mountain Home en el momento en que Gibian y Harvey dijeron haber visto el objeto.

Pero sólo cuatro horas más tarde el capitán Gibian tendría un cambio público de mente…

Times-News de Twin Falls, Idaho – 29 de julio 47

Revive la especulación sobre “platillos voladores”

Boise, 29 de julio (AP) – Las especulaciones sobre los “discos voladores” revivió hoy después de que un piloto de United Air Lines – el segundo en el mes pasado – reportó el avistamiento de un objeto como platillo la última noche en el cielo 45 millas al Este de aquí. Uno de los pilotos dijo que “podría haber sido” una nube.

El Capt. Charles F. Gibian y el Primer Oficial Jack Harvey reportaron el incidente a la torre de control y en la oficina de operaciones de United en Boise antes de aterrizar su Mainliner a las 8:40 p.m.

Cuatro horas más tarde después de aterrizar en Portland, Ore., Gibian fue citado por un periodista como diciendo “no estoy convencido de que esto era un disco. Esto podría haber sido un pequeño fragmento de una nube stratus que se dispersaba mientras la veíamos”.

En una entrevista Gibian fue citado diciendo que “la única explicación lógica es que era un poco de nubes formándose rápidamente y desapareciendo. Pero yo digo que eso es lógico porque no sé lo que vi. No era un avión y si se trataba de un objeto cuando se desvaneció iba como el infierno”.

Harvey, quien avistó por primera vez el objeto, fue citado diciendo: “el objeto parecía tener sustancia considerable”.

Habría sólo más de dos informes públicos de Idaho para el resto de 1947. El primero, de la edición del 30 de julio de 1947 del Times-News de Twin Falls, Idaho…

“Platillos” regresan al Magic Valley

Castleford 30 de julio – Los “discos voladores” han vuelto a Magic Valley después de un lapso de más de dos semanas.

Dwight Brown informó el miércoles que había visto a uno de los “discos” elusivos y misteriosas cerca de dos millas al Oeste de Castleford. Dijo que el “disco” sonaba como un motor fuera de borda y se dirigía al Sureste sobre la barranca Salmon. Brown observó el “disco” a eso de las 7:10 a.m. el miércoles.

Dos semanas más tarde, el último informe de 1947 de Idaho – y quizás el más potencialmente significativo – sería el de A. C. Urie y sus hijos.

uriesnakeriver2cSnake River Canyon, Idaho.

Para ese momento la multitud de avistamientos de discos voladores se había vuelto casi genérica en la vaguedad de sus descripciones: aeronave redonda o elíptica, a veces parecía estar muy iluminado o de metal pulido que refleja el sol, y capaz de alcanzar velocidades súper rápidas. Pero a pesar de que cientos de testigos de discos voladores harían sus propios intentos de describir lo que habían visto, había sido casi siempre desde una gran distancia, y la información del valor real – a partir de una estimación fiable del tamaño de la nave o de los medios de propulsión – estaban frustrantemente ausentes.

Es decir, hasta que A. C. Urie y sus hijos consiguieron lo que dijeron era una vista de primer plano.

Los detalles de esto se encuentran por primera vez en la edición del Times-News, de Twin Falls, Idaho del 15 de agosto de 1947…

itn47urie8-15aEsta es la concepción de un artista del disco volador que A. C. Urie vio barriendo a través de Cañón del río Snake seis millas al Oeste de rancho Blue Lakes. Parecía estar impulsado por jets emitiendo un resplandor de fuego a ambos lados, y bien podría ser la inspiración para algo nuevo en los sombreros de las mujeres, tales como la creación de “platillo volador”. (Dibujo de Vic Goertzen – grabado del personal)

¡Cabezas arriba, amigos! Los discos están volando de nuevo

Platillo volante reportado destellando en cañón a 100 millas por hora – Se vieron otros dos

Por John Brosnan

Así como Magic Valley y la nación estaban empezando a dejar de lado las farolas después tambalearse bajo una maraña de informes de platillos voladores, dos hombres más del condado de Twin Falls revivieron las especulaciones sobre el misterio con descripciones vívidas de los discos que vieron

Desde que A. C. Urie, quien opera la granja Auger Falls Trout, seis millas al Oeste de Blue Lakes Ranch en el cañón del río Snake, llegó quizás el relato más detallado de uno de los objetos que vuelan a gran velocidad que se haya producido en la nación.

El platillo volador que Urie vio estaba rozando lo largo a través del cañón del río Snake a una altura de unos 75 pies a las 1:00 p.m. del miércoles. A las 9:30 a.m. del mismo día, L.W. Hawkins, comisionado del condado de Twin Falls y ex sheriff del condado de Filer, también vio dos objetos circulares alzándose juntos a gran altura cerca de presa Salmon 40 millas al Suroeste de Twin Falls.

Esta es la descripción de testigos presenciales de Urie de los discos voladores vistos por él y sus hijos, Keith, de 8 años, y Billy, de 10 años:

“Obtuve una vista de primer plano del platillo volante cuando pasó por el criadero de truchas a la 1 p.m. del 13 de agosto por el cañón del río Snake a una altura de unos 75 pies del suelo del cañón. Yo estimaría la velocidad en cerca de 1,000 millas por hora”.

Urie explicó que el incidente se produjo mientras los dos chicos venían cruzando el río desde el lado Norte en un barco. Se había preocupado por su retraso, y había caminado hacia el río para ver si estaban bien.

“Tuve una vista lateral a una distancia de unos 300 pies y casi al mismo nivel que la cosa”, continuó Urie. “Dos de mis hijos, Keith y Billy, estaban por debajo de mí y también lo vieron en un ángulo de 45 grados. Entre todos conseguimos una vista de fondo y una vista lateral, y lo estábamos mirando desde el lado sur del río enfrentándonos hacia el norte. Los chicos lo vieron venir sobre una media milla hasta el cañón, y todos lo perdimos de vista a menos de una milla”.

Mientras que la impresión aún estaba viva en sus mentes, los tres se reunieron e hicieron bocetos de lo que habían visto. Estos, a su vez, fueron la base de la concepción del artista del extraño affair de Vic Goertzen para el Times-News de Twin Falls.

“Era de un solo color – una especie de cielo azul claro con un resplandor de fuego tubular rojo en el lateral de la parte superior o campana”, continuó Urie.

“El fondo del cañón es áspera en ese punto en particular, y cabalgó hacia arriba y abajo de las colinas y hondonadas a una velocidad que indicaba algún tipo de control más rápido que los reflejos del hombre. Es mi opinión es guiado por instrumentos y debe ser alimentado por energía atómica, ya que hizo muy poco ruido – sólo un susurro a su paso”.

Urie describió el tamaño en cerca de 20 pies de largo por 10 pies de alto y 10 pies de ancho, dándole una forma oblonga. Podría ser descrito como parecido a sartén para pastel en forma invertida o sombrero de paja de ala ancha que se comprime desde dos lados.

Presionado por su sincera opinión sobre qué era, Urie dijo que estaba convencido de que había algo a esta situación platillo volador. “Conozco a varias personas que también los han visto, y yo sé que no están imaginando algo o tratando de obtener sus nombres en el periódico”, comentó Urie.

“Yo sé que asustó a los chicos y me hizo sentir muy incómodo”, añadió.

Rastreando un rumor de que el Comisionado del Condado Hawkins había visto un objeto inusual en el aire el mismo día de la experiencia de Urie, el Times-News lo llamó en su casa en Filer.

“Sí, lo hice”, respondió sin dudarlo. “Voy a tener que admitir que he sido escéptico desde el principio hasta que lo vi con mis propios ojos. No puedo decir lo que era, pero puedo decir que hay algo en el aire”.

Hawkins relató que mientras estaba en la presa Salmón el miércoles por la mañana, un sonido parecido al eco de un motor le hizo mirar hacia arriba, y allí vio dos objetos circulares que reflejaban la luz. Ellos viajaban a gran velocidad y más alto que la mayoría de los aviones, según Hawkins.

Aparte de esto, se negó a añadir detalles, excepto para decir, “Hay algo en el aire”.

Su descripción general, sin embargo, correspondía estrechamente a las de cientos de personas que dijeron haber visto platillos voladores después de que Kenneth Arnold, hombre de negocios de Boise, había desatado el diluvio diciendo que vio nueve objetos en forma de disco, mientras volaba en su avión privado en Washington.

A partir de entonces, la nación se hizo cada vez más consciente de los platillos voladores, creando un estado de mente que hizo posible que los cuatro chicos adolescentes de Twin Falls causaran una leve sensación cuando construyeron un modelo de disco volador y lo arrojaran a un patio local el 10 de julio. Esto fue revelado posteriormente como un engaño, a raíz de una investigación por parte del ejército y el FBI.

A partir de entonces los informes platillo disminuyeron a algunos incidentes dispersos hasta que la cuestión fue revivida por los sucesos de esta semana.

La especulación ha variado de la mención de que los discos podrían ser experimentos de misiles guiados del Ejército o de la Marina, o que podrían ser experimentos similares por algún país extranjero, a “algo fuera de este mundo”.

Sean lo que sean, muchas personas han visto algo.

Si el avistamiento hubiera sido reportado cinco o seis semanas antes, se habría, sin duda, convertido en uno del desfile de historias alimentadas a través de agencias de noticias nacionales a la altura de la ola de informes.

Pero para entonces, los informes de discos voladores se limitaron principalmente a la cobertura local, y el informe de Urie no fue la excepción.

Afortunadamente, en cuestión de días el FBI iba a llegar a la escena.

uriepapersketch1auriesketch1aArriba: La “concepción del artista” del esbozo de Urie como se publicó en el periódico, y el boceto de Urie como se encuentra en los archivos desclasificados del FBI.

Para agosto de 1947, la respuesta militar a los informes de avistamientos de disco volador era todavía muy ad hoc. En la costa oeste la investigación militar se había centrado en la Base Aérea de Hamilton en California. Desde allí dos investigadores A-2 de Inteligencia Militar – el capitán William Davidson y el teniente Frank Brown – habían atravesado los EE.UU. occidentales para investigar testigos y la presentación de informes detallados de investigación. Mientras tanto, en Washington D.C., el general de brigada George Schulgen, el número dos en la Dirección de Inteligencia del Pentágono, había estado organizando un esfuerzo preliminar de recolección de inteligencia sobre el nuevo fenómeno, incluyendo preguntar la experiencia de los analistas de tecnología extranjera en Wright Field en Ohio. Y como una parte vital de todo, Schulgen había negociado con el FBI para ayudar en el esfuerzo de recolección de información de inteligencia sobre avistamientos civiles.

Como resultado, se llevó a cabo la investigación del avistamiento del A. C. Urie por el FBI, – como se encuentra en los archivos de la Fuerza Aérea – que presentó el siguiente informe…

Continuamos el próximo domingo

REFERENCIAS

Aldrich Jan, Project 1947 Report on “Crashed Discs”, UFO Research Cincinnati, artículo en internet, http://www.ufoevidence.org/documents/doc1682.htm

Aldrich L. Jan, Project 1947: A Preliminary Report on the 1947 UFO Sighting Wave, UFO Research Coalition, 1997.

Arnold Kenneth, The Coming of the Saucers. A documentary report on sky objects that have mystified the world, edición del autor, Amherst, 1952. 192 s.

Berliner Don, Galbraith Marie & Huneeus Antonio, UFO Briefing Document: The Best Available Evidence, Dell Publishing co., New York, 1995. 256 s.

Berliner Don, The U.S. Air Force’s Project Blue Book UFO investigation, Fund for UFO Research, 1996. 9 s.

Birnes William, The UFO Magazine UFO Encyclopedia, Pocket Books, New York, 2004. 384 s.

Bloecher Ted, Report On The UFO Wave of 1947, sin pie de imprenta, 1967. 190 s.

Blum Ralph & Blum Judy, Beyond Earth: Man´s Contact with UFOs, Bantam Books, New York, 1974. 248 s.

Boggs J. Aaron, USAF report to be released simultaneously with Sidney Shalett’s article. Memorandum. April 25 1949.

Bougard Michel, Des Soucoupes Volantes aux OVNI, SOBEPS, J. P. Delarge, 1976. 287 s.

Brookesmith Peter, Expedientes secretos, Reader’s Digest, México, 1997. 176 s.

Brookesmith Peter, The Age of the UFO, Black Cat, Londres, 1984. 206 s.

Brummett William E. & Zuick Ernest R., Should The Air Force Reopen Project Blue Book?, Air and Staff College of the Air (Force) University, 17 mayo 1974. Disponible en internet en http://www.cufon.org/cufon/afrstdy1.htm

Cabell P. Charles, Flying object incidents in the United States. Memorandum to Commanding General, Air Materiel Command. November 3 1948.

Cabell P. Charles, Publicity surrounding flying saucers. Memorandum. November 30 1948.

Campagna Palmiro, The UFO Files: The Canadian Connection Exposed, Stoddart, Toronto, 1998. 224 s.

Canadeo Anne, UFO’s: The Fact or Fiction File, Walker and Co., New York, 1990. 174 s.

Chalker Bill, UFO History Keys, Ufologist, July 2006. Artículo en internet, http://ufohistorykeys.blogspot.com/2008/05/flying-saucers-entered-mainstream-in.html

Clark Jerome The UFO Book: Encyclopedia of the Extraterrestrial, Visible Ink Press, Canton, 1998. 734 s.

Clark Jerome, Strange Skies: Pilot Encounters with UFOs, Citadel Press Books, New York, 2003. 254 s.

Clark Jerome, The UFO Encyclopedia: 1st edition: Volume 2 – Emergence of a Phenomenon, Omnigraphics, Detroit, 1992. 434 s.

Clark Jerome, UFO Encounters. Sightings, Visitations and Investigations, Publications International, 1992. 128 s.

Clarke David & Roberts Andy, Flying Saucerers: A social history of UFOlogy, Alternative Albion, Londres, 2007. 244 s.

Clarke David, The UFO Files: The Inside Story of Real Life Sightings, The National Archives, Londres, 2009. 160 s.

Clingerman R. William Letter to Directorate of Intelligence, U.S. Air Force. April 5 1949.

Clingerman R. William, Letter to Chief of Staff, U.S. Air Force. October 22 1948.

Clingerman R. William, Letter to Chief of Staff, U.S. Air Force. February 9 1948.

Clingerman R. William, Letter to George Valley. December 2 1948.

Condon U. Edward & Gillmor S. Daniel, Condon Report, Scientific Study of Unidentified Flying Objects, Bantam Books, New York, 1969. 966 s.

Cousineau Phil, UFOs: A Manual for the Millenium, Harper Collins West, San Francisco, 1995. 272 s.

Cox W. Roy, Notes taken at Norcatur, Kansas, night of February 18 1948.

Craigie C. Laurence, Flying discs. Memorandum to Commanding General, Air Materiel Command, establishing Project Sign. December 30 1947.

Darling David, The Extraterrestrial Encyclopedia, Three Rivers Press, New York, 2000. 514 s.

Davis Isabel & Bloecher Ted, Close Encounter at Kelly and Others of 1955, CUFOS, Evanston Illinois, 1978. 196 s.

Dennett E. Preston, One in Forty: The UFO Epidemic True Accounts of Close Encounters With Ufo’s, Kroshka Books, New York, 1997. 344 s.

Denzler Brenda, The Lure of the Edge: Scientific Passions, Religious Beliefs, and the Pursuit of UFO’s, University of California Press, Berkeley, 2001. 296 s.

Dolan Richard, UFOs and the National Security State: Volume 1: 1941-1973, Hampton Roads Publishing Inc., 2000. Charlottesville, 2000. 510 s.

Durrant Henry, Le livre noir des Soucoupes Volantes, Volumen 21 Les Énigmes de l’univers, Robert Laffont, Paris, 1970. 319 s.

Durrant Henry, Les dossiers des ovnis, Volumen 50 Les Énigmes de l’univers, Robert Laffont, Paris, 1973. 309 s.

Earle Wilton, Letter to Chief, Office of Naval Intelligence. October 14 1948.

Eberhart M. George, A Geo-Bibliography of Anomalies primary access to observations of UFOs, ghosts, and other mysterious phenomena, Greenwood Press, Westport, 1980. 1114 s.

Evans Hilary & Stacy Dennis, UFO: 1947-1997. Fifty Years of Flying Saucers, John Brown Publishing, Londres, 1997. 272 s.

Faulk W. Melvin Interview with Mr. Oscar E. Monnig, Secretary, National Meteoritical Society. March 18 1948.

Fawcett George & Greenwood Barry, Clear Intent. The Goverment Coverup of the UFO Experience, Prentice Hall Inc., New Jersey, 1984. 288 s.

Fitch E. G., Flying disks. Memorandum to D. M. Ladd. July 10 1947.

Flammonde Paris, UFO Exist!, Ballantine Books, New York, 1976. 480 s.

Fowler E. Raymond, UFOs: Interplanetary Visitors, Bantam Books, New York, 1974. 392 s.

Frazier Kendrick, Karr Barry & Nickell Joe, The UFO Invasion, Prometheus Books, New York, 1997. 314 s.

Fuller, Curtis, The Flying Saucers – Fact or Fiction?, Flying Magazine, July 1950.

Garrett D. George, Flying discs. Summary of 16 UFO cases. July 30 1947.

Good Timothy, Above Top Secret. The Worldwide UFO Cover-up, Quill William Morrow, New York, 1989. 592 s.

Good Timothy, Beyond Top Secret. The Worldwide UFO Security Treath, Pan Macmillan, Londres, 1996. 640 s.

Good Timothy, Need To Know: UFOs, the Military and Intelligence, Pegasus Books, New York, 2007. 320 s.

Gross E. Loren, Charles Fort, the Fortean Society, and Unidentified Flying Objects. A survey of the unidentified flying object mystery from August 1895 to August 1947, edición del autor, 1976. 113 s.

Gross E. Loren, UFOs: A History. Volume 1, July 1947-December 1948, Arcturus Book Service, Scotia, New York, 1982. 160 s.

Guieu Jimmy, Black-out sur les Soucoupes Volantes, Fleuve Noir, Paris, 1956. 320 s.

Guieu Jimmy, Les soucoupes volantes viennent d’un autre monde, Fleuve Noir, Paris, 1954. 320 s.

Hall David Michael & Connors A. Wendy, Alfred Loedding & The Great Flying Saucer Wave of 1947, Rose Press, Albuquerque, New Mexico, 1998. 192 s.

Hall David Michael, UFOs: A Century of Sightings, Galde Press Inc., Lakeville, MN, 1999. 398 s.

Hall H. Richard, The UFO Evidence, NICAP, Washington, 1964. 184 s.

Harbinson W. A., Projekt Saucer. The Case for Man-Made Flying Saucers, Boxtree Limited, Londres, 1995. 388 s.

Hesemann Michael & Mantle Philip, Beyond Roswell. The Alien Autopsy Film, Area 51, & the U.S. Government Coverup of UFOs, Marlowe and Co., New York, 1997. 304 s.

http://forteanzoology.blogspot.com/2010/12/muirheads-mysteries-oddity-in-post-war.html

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/02/el-da-despus-de-roswell/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/03/el-da-despus-de-roswell-2/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/03/el-da-despus-de-roswell-3/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/03/el-da-despus-de-roswell-4/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/03/el-da-despus-de-roswell-5/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/04/el-da-despus-de-roswell-6-2/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/04/el-da-despus-de-roswell-7/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/04/el-da-despus-de-roswell-8/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/04/el-da-despus-de-roswell-9/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/05/el-da-despus-de-roswell-10/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/05/el-da-despus-de-roswell-11/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/05/el-da-despus-de-roswell-12/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/05/el-da-despus-de-roswell-13/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/05/el-da-despus-de-roswell-14/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/06/el-da-despus-de-roswell-15/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/06/el-da-despus-de-roswell-16/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/06/el-da-despus-de-roswell-17/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/06/el-da-despus-de-roswell-18/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/07/el-da-despus-de-roswell-19/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/07/el-da-despus-de-roswell-20/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/07/el-da-despus-de-roswell-21/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/07/el-da-despus-de-roswell-22/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/07/el-da-despus-de-roswell-23/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/08/el-da-despus-de-roswell-24/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/08/el-da-despus-de-roswell-25/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/08/el-da-despus-de-roswell-26/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/08/el-da-despus-de-roswell-27/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/09/el-da-despus-de-roswell-28/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/09/el-da-despus-de-roswell-29/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/09/el-da-despus-de-roswell-31/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/09/el-dia-despus-de-roswell-30/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/10/el-da-despus-de-roswell-32/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/10/el-da-despus-de-roswell-33/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/10/el-da-despus-de-roswell-34/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/10/el-da-despus-de-roswell-36/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/10/el-dadespus-de-roswell-35/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/11/el-da-despus-de-roswell-37/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/11/el-da-despus-de-roswell-38/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/11/el-da-despus-de-roswell-39/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/11/el-da-despus-de-roswell-40/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/12/el-da-despus-de-roswell-41/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/12/el-da-despus-de-roswell-42/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/12/el-da-despus-de-roswell-43/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2011/12/el-da-despus-de-roswell-44/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/01/el-da-despus-de-roswell-45/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/01/el-da-despus-de-roswell-46/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/01/el-da-despus-de-roswell-47/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/01/el-da-despus-de-roswell-48/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/02/el-da-despus-de-roswell-50/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/02/el-da-despus-de-roswell-51/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/02/el-da-despus-de-roswell-52/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/02/el-dia-despues-de-roswell-49/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/03/el-da-despus-de-roswell-53/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/03/el-da-despus-de-roswell-54/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/03/el-da-despus-de-roswell-55/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/03/el-da-despus-de-roswell-56/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/04/el-da-despus-de-roswell-57/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/04/el-da-despus-de-roswell-58/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/04/el-da-despus-de-roswell-59/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/04/el-da-despus-de-roswell-60/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/05/el-da-despus-de-roswell-61/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/05/el-da-despus-de-roswell-62/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/05/el-da-despus-de-roswell-63/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/05/el-da-despus-de-roswell-64/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/06/el-da-despus-de-roswell-65/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/06/el-da-despus-de-roswell-66/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/06/el-da-despus-de-roswell-67/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/06/el-da-despus-de-roswell-68/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/07/el-da-despus-de-roswell-69/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/07/el-da-despus-de-roswell-70/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/07/el-da-despus-de-roswell-71/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/07/el-da-despus-de-roswell-72/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/07/el-da-despus-de-roswell-73/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/08/el-da-despus-de-roswell-74/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/08/el-da-despus-de-roswell-75/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/08/el-da-despus-de-roswell-76/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/08/el-da-despus-de-roswell-77/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/09/el-da-despus-de-roswell-78/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/09/el-da-despus-de-roswell-79/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/09/el-da-despus-de-roswell-80/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/09/el-da-despus-de-roswell-81/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/09/el-da-despus-de-roswell-82/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/10/el-da-despus-de-roswell-83/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/10/el-da-despus-de-roswell-84/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/10/el-da-despus-de-roswell-85/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/10/el-da-despus-de-roswell-86/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/11/el-da-despus-de-roswell-87/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/11/el-da-despus-de-roswell-88/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/11/el-da-despus-de-roswell-89/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/11/el-da-despus-de-roswell-90/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/12/el-da-despus-de-roswell-91/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/12/el-da-despus-de-roswell-92/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/12/el-da-despus-de-roswell-93/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/12/el-da-despus-de-roswell-94/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2012/12/el-da-despus-de-roswell-95/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/01/el-da-despus-de-roswell-96/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/01/el-da-despus-de-roswell-97/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/01/el-da-despus-de-roswell-98/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/01/el-da-despus-de-roswell-99/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/02/el-da-despus-de-roswell-100/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/02/el-da-despus-de-roswell-101/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/02/el-da-despus-de-roswell-102/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/02/el-da-despus-de-roswell-103/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/03/el-da-despus-de-roswell-104/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/03/el-da-despus-de-roswell-105/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/03/el-da-despus-de-roswell-106/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/03/el-da-despus-de-roswell-107/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/03/el-da-despus-de-roswell-108/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/04/el-da-despus-de-roswell-109/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/04/el-da-despus-de-roswell-110/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/04/el-da-despus-de-roswell-111/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/04/el-da-despus-de-roswell-112/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/05/el-da-despus-de-roswell-113/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/05/el-da-despus-de-roswell-114/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/05/el-da-despus-de-roswell-115/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/05/el-da-despus-de-roswell-116/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/06/el-da-despus-de-roswell-117/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/06/el-da-despus-de-roswell-118/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/06/el-da-despus-de-roswell-119/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/06/el-da-despus-de-roswell-120/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/06/el-da-despus-de-roswell-121/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/07/el-da-despus-de-roswell-122/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/07/el-da-despus-de-roswell-123/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/07/el-da-despus-de-roswell-124/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/07/el-da-despus-de-roswell-125/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/08/el-da-despus-de-roswell-126/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/08/el-da-despus-de-roswell-127/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/08/el-da-despus-de-roswell-128/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/08/el-da-despus-de-roswell-129/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/09/el-da-despus-de-roswell-130/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/09/el-da-despus-de-roswell-131/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/09/el-da-despus-de-roswell-132/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/09/el-da-despus-de-roswell-133/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/09/el-da-despus-de-roswell-134/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/10/el-da-despus-de-roswell-135/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/10/el-da-despus-de-roswell-136/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/10/el-da-despus-de-roswell-137/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/10/el-da-despus-de-roswell-138/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/11/el-da-despus-de-roswell-139/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/11/el-da-despus-de-roswell-140/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/11/el-da-despus-de-roswell-141/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/11/el-da-despus-de-roswell-142/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/12/el-da-despus-de-roswell-143/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/12/el-da-despus-de-roswell-144/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/12/el-da-despus-de-roswell-145/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/12/el-da-despus-de-roswell-146/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2013/12/el-da-despus-de-roswell-147/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/01/el-da-despus-de-roswell-148/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/01/el-da-despus-de-roswell-149/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/01/el-da-despus-de-roswell-150/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/01/el-da-despus-de-roswell-151/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/02/el-da-despus-de-roswell-152/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/02/el-da-despus-de-roswell-153/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/02/el-da-despus-de-roswell-154/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/02/el-da-despus-de-roswell-155/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/03/el-da-despus-de-roswell-156/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/03/el-da-despus-de-roswell-157/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/03/el-da-despus-de-roswell-158/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/03/el-da-despus-de-roswell-159/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/03/el-da-despus-de-roswell-160/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/04/el-da-despus-de-roswell-161/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/04/el-da-despus-de-roswell-162/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/04/el-da-despus-de-roswell-163/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/04/el-da-despus-de-roswell-164/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/05/el-da-despus-de-roswell-165/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/05/el-da-despus-de-roswell-166/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/05/el-da-despus-de-roswell-167/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/05/el-da-despus-de-roswell-168/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/06/el-da-despus-de-roswell-169/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/06/el-da-despus-de-roswell-170/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/06/el-da-despus-de-roswell-171/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/06/el-da-despus-de-roswell-172/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/06/el-da-despus-de-roswell-173/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/07/el-da-despus-de-roswell-174/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/07/el-da-despus-de-roswell-175/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/07/el-da-despus-de-roswell-176/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/07/el-da-despus-de-roswell-177/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/08/el-da-despus-de-roswell-179/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/08/el-da-despus-de-roswell-180/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/08/el-da-despus-de-roswell-181/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/08/el-da-despus-de-roswell-182/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/08/el-dia-despues-de-roswell-178/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/09/el-da-despus-de-roswell-183/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/09/el-da-despus-de-roswell-184/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/09/el-da-despus-de-roswell-185/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/10/el-da-despus-de-roswell-186/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/10/el-da-despus-de-roswell-187/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/10/el-da-despus-de-roswell-188/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/10/el-da-despus-de-roswell-189/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/11/el-da-despus-de-roswell-190/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/11/el-da-despus-de-roswell-191/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/11/el-da-despus-de-roswell-192/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/11/el-da-despus-de-roswell-193/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/11/el-da-despus-de-roswell-194/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/12/el-da-despus-de-roswell-195/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/12/el-da-despus-de-roswell-196/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/12/el-da-despus-de-roswell-197/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2014/12/el-da-despus-de-roswell-198/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/01/el-da-despus-de-roswell-199/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/01/el-da-despus-de-roswell-200/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/01/el-da-despus-de-roswell-201/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/01/el-da-despus-de-roswell-202/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/02/el-da-despus-de-roswell-203/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/02/el-da-despus-de-roswell-204/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/02/el-da-despus-de-roswell-205/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/02/el-da-despus-de-roswell-206/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/03/el-da-despus-de-roswell-207/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/03/el-da-despus-de-roswell-208/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/03/el-da-despus-de-roswell-209/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/03/el-da-despus-de-roswell-210/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/03/el-da-despus-de-roswell-211/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/04/el-da-despus-de-roswell-212/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/04/el-da-despus-de-roswell-213/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/04/el-da-despus-de-roswell-214/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/04/el-da-despus-de-roswell-215/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/05/el-da-despus-de-roswell-216/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/05/el-da-despus-de-roswell-217/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/05/el-da-despus-de-roswell-218/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/05/el-da-despus-de-roswell-219/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/05/el-da-despus-de-roswell-220/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/06/el-da-despus-de-roswell-221/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/06/el-da-despus-de-roswell-222/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/06/el-da-despus-de-roswell-223/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/06/el-da-despus-de-roswell-224/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/07/el-da-despus-de-roswell-225/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/07/el-da-despus-de-roswell-226/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/07/el-da-despus-de-roswell-227/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/07/el-da-despus-de-roswell-228/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/08/el-da-despus-de-roswell-229/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/08/el-da-despus-de-roswell-230/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/08/el-da-despus-de-roswell-231/

http://marcianitosverdes.haaan.com/2015/08/el-da-despus-de-roswell-232/

http://ovniparanormal.over-blog.com/ext/

http://project1947.com/index.html

http://ufohistorykeys.blogspot.com/2008/05/flying-saucers-entered-mainstream-in.html

http://users.skynet.be/sky84985/chron9.html

http://www.dailykos.com/story/2008/11/15/121835/70/596/661473

http://www.luft46.com/gotha/229vsp60.html

http://www.majesticdocuments.com/documents/pre1948.php

http://www.majesticdocuments.com/pdf/marshall-pres_24sept47.pdf

http://www.nicap.org/1947.htm

http://www.nicap.org/docs/1947docpage.htm

http://www.nicap.org/NSID/NSID_DBListingofPhysicalTraceCases.pdf

http://www.nicap.org/schulgen.htm

http://www.nicap.org/ufoe/section_7.htm

http://www.nicap.org/waves/1947fullrep.htm

http://www.project1947.com/acufoe.htm

http://www.project1947.com/fig/cicnov47.htm

http://www.project1947.com/fig/horten1.htm

http://www.project1947.com/fig/muroc47.htm

http://www.project1947.com/fig/schulgen.htm

http://www.project1947.com/gr/oct47mystcrash.htm

http://www.roswellfiles.com/FOIA/SchulgenMemo.htm

http://www.roswellfiles.com/storytellers/Friedman.htm

http://www.roswellproof.com/militarydebunk.html

http://www.rr0.org/Documents/Officiels/Analyses.html

http://www.ufodna.com/chrono/ce3/1947.htm

http://www.ufoevidence.org/documents/doc1682.htm

http://www.ufoinfo.com/humanoid/humanoid1947.shtml

Hynek Allen Joseph, Nouveau rapport sur les Ovni, Belfond, Paris, 1979. 286 s.

Hynek Allen Joseph, The Hynek UFO Report, Dell Publishing Company, New York, 1977. 304 s.

Hynek J. Allen, Report on unidentified aerial and celestial objects. Ohio State University Research Foundation project no. 364, for USAF Air Materiel Command. April 30 1949.

Hynek J. Allen, The Hynek UFO report, Dell, New York, 1977.

Hynek J. Allen, The UFO experience: A scientific inquiry, Henry Regnery, Chicago, 1973.

Jacobs David Michael, The UFO Controversy in America, Indiana University Press, Bloomington, 1975. 384 s.

Jacobs M. David, The UFO controversy in America, Indiana University Press, Bloomington, 1975.

Jiménez Iker, Encuentros: La historia de los ovnis en España, Edaf, Barcelona, 2002. 384 s.

Kanon Gregory M., The Great UFO Hoax, Galde Press Inc., Lakeville, 1997. 224 s.

Keyhoe E Donald, The Flying Saucers Are Real, Fawcett Publications, New York, 1970. 180 s.

Keyhoe E. Donald, Aliens from Space: The Real Story of Unidentified Flying Objects, Doubleday and Company Inc., New York, 1973. 322 s.

Keyhoe E. Donald, Flying saucers are real, True, January 1950, pp. 11–13, 83–87.

Keyhoe E. Donald, Flying saucers from outer space, Henry Holt, New York, 1953.

Keyhoe E. Donald, Flying Saucers: Top Secret, G. P. Putnam, New York, 1960. 284 s.

Keyhoe E. Donald, The flying saucers are real, Fawcett, New York, 1950.

Klass J. Philip, The Real Roswell Crashed Saucer Coverup, Prometheus Books, New York, 1997. 240 s.

Koi Isaac, FBI: “discs recovered”, Air Force “greatly concerned”, “at a complete loss” + more memos, http://www.abovetopsecret.com/forum/thread924183/pg1#pid15876304

LaPaz Lincoln, Letter to Deputy Executive Director, Committee on Geophysical Sciences, Research and Development Board. April 11 1948.

Levenda Peter, Sinister Forces. A Grimoire of American Political Witchcraft. Book I: The Nine, Trine Day; First Edition June 21 2005. Págs. 173-174.

Loedding C. Alfred, Low aspect ratio aircraft. U.S. Patent Office no. 2,619,302. Filed Nov. 25 1948.

Lorenzen Coral & Lorenzen Jim, UFOs: The Whole Story, Signet Books, New York, 1969. 302 s.

Lorenzen Coral, The Great Flying Saucer Hoax, William Frederick Press, 1962. 257 s.

Maccabee S. Bruce, UFO/FBI Connection: The Secret History of the Government’s Cover-Up, Llewellyn Publications; Woodbury, Minnesota, 2000. 216 s.

Machlin Milt, The Total UFO Story, Dale Books, New York, 1979. 312 s.

Mallan Lloyd, Official Guide to UFOs, Science & Mechanics Publishing Company, New York, 1967. 96 s.

Markham Norman Garrett, Explosion in the sky near Norcatur, Kansas. Letter to U.S. Army Chief of Staff. February 20 1948.

McCoy M. Howard, Letter to Central Intelligence Agency, Office of Naval Intelligence, and U.S. Army Intelligence. October 7 1948.

McCoy M. Howard, Letter to Chief of Staff, U.S. Air Force. December 2 1948.

McCoy M. Howard, Letter to Chief of Staff, U.S. Air Force. December 7 1948.

McCoy M. Howard, Letter to Chief of Staff, U.S. Air Force. November 8 1948.

McCoy M. Howard, Letter to Commanding General, Army Air Forces. September 24 1947.

McCoy M. Howard, Letters to Col. George Garrett. August–September 1947.

McDonald C. George, Letter to Director, USAF Research and Development. December 22 1947.

McDonald E. James, UFOs – An International Scientific Problem, presentado el 12 de marzo de 1968, en el Canadian Aeronautics and Space Institute Astronautics Symposium, Montreal, Canadá. 40 s.

Menzel H. Donald, Flying saucers, Harvard University, Cambridge, Massachusetts, 1953.

Michel Aimé, Lueurs sur les Soucoupes Volantes, Maison Mame, No. 4 de la serie Découvertes, 1954. 286 s.

Moorehouse G. Frederick, The case of the flying saucers, Argosy, July 1949, pp. 22–24, 92.

Nolaane D. Richard, Clark David and Roberts Andy, Phantoms of the Sky. UFOs – A Modern Myth?, Robert Hale, 1990. 204 s.

Peebles Curtis, Watch the Skies! A Chronicle of the Flying Saucer Myth, Smithsonian Institution Press, Washington, 1994. 368 s.

Pflock T. Karl, Roswell: Inconvenient Facts and the Will to Believe, Prometheus Books, New York, 2001. 332 s.

Picknett Lynn, The Mammoth Book of UFOs, Carroll and Graf Publishers, Inc., New York, 2001. 512 s.

Quintanilla Héctor, UFOs: An Air Force Dilemma, 1974. Disponible en internet, http://www.nidsci.org/pdf/quintanilla.pdf

Randle D. Kevin & Estes Russ, Spaceships of the Visitors. An Illustrated Guide to Alien Spacecraft, Fireside, New York, 2000. 352 s.

Randle D. Kevin & Schmitt Donald, The Truth About the UFO Crash At Roswell, Avon Books, New York, 1994. 314 s.

Randle D. Kevin & Schmitt Donald, UFO Crash At Roswell, Avon Books, New York, 1991. 198 s.

Randle D. Kevin, A History of UFO Crashes, Avon Books, New York, 1995. 276 s.

Randle D. Kevin, Case MJ-12: The True Story Behind the Government’s UFO Conspiracies, Harper Torch, New York, 2002. 312 s.

Randle D. Kevin, Conspiracy of Silence, Avon Books, New York, 1997. 368 s.

Randle D. Kevin, Project Bluebook Exposed, Marlowe and Company, New York, 1997. 288 s.

Randle D. Kevin, Project Moon Dust: Beyond Roswell – exposing The Government’s Covert Investigations And Cover-Ups, Avon Books, New York, 1998. 328 s.

Randle D. Kevin, The Roswell Encyclopedia, William Morrow Paperbacks, New York, 2000. 416 s.

Randle D. Kevin, The UFO Casebook, Warner Books, New York, 1989. 256 s.

Randles Jenny & Hough Peter, The Complete Book of UFOs. An Investigation into Alien Contacts & Encounters, Sterling Publishing Co. Inc., New York, 1994. 364 s.

Randles Jenny & Warrington Peter, Science and the UFOs, Wiley-Blackwell, Oxford, 1985. 224 s.

Randles Jenny, The Little Giant Encyclopedia of UFOs, Sterling Publishing Co. Inc., New York, 2000. 512 s.

Randles Jenny, The UFO Conspiracy. From the Official Case Files of the World’s Leading-Nations, Barnes and Noble, Incorporated, New Jersey, 1987. 224 s.

Randles Jenny, UFO Study, Robert Hale Ltd., Londres, 1981. 208 s.

Ruiz Noguez Luis, ¿Son los platos voladores simples moscas voladoras?, Cuadernos de Ufología, No. 6, 2ª Época, Santander, septiembre de 1989, Págs. 87-90. También apareció en Contacto Ovni, No. 22, El rincón del escéptico, México, octubre de 1996, Págs. 30-32. La versión electrónica se encuentra en el siguiente enlace: http://marcianitosverdes.haaan.com/2006/10/%C2%BFson-los-platos-voladores-simples-moscas-voladoras/

Ruiz Noguez Luis, La farsa ovni, sin publicar.

Ruiz Noguez Luis, Ovnis estrellados en México, Corporativo Mina, México, 1996. 112 s.

Ruppelt Edward, Rocket and Missile Firings, White Sands Proving Grounds, lista de enero al 30 de Julio de 1947.

Ruppelt Edward, The Report on Unidentified Flying Objects, Doubleday and Company Inc., New York, 1956. 318 s.

Ruppelt J. Edward, The report on unidentified flying objects, Doubleday, Garden City, 1956.

Sanderson T. Ivan, Invisible Residents: Startling evidence for the possibility of intelligent life underwater by a distinguished naturalist and scientist, The World Publishing Co., NY and Cleveland, 1970. Págs. 50-51.

Schulgen F. George, Memorandum to FBI Liaison Section. September 5 1947.

Schulgen F. George,Intelligence requirements on flying saucer type aircraft. Draft of collection memorandum. October 6 1947.

Scully Frank, Behind the Flying Saucers, Henry Holt and Company, New York, 1950.

Sellier E. Charles & Meier Joe, UFO, Contemporary Books, New York, 1997. 290 s.

Shalett Sidney, What you can believe about flying saucers, Saturday Evening Post, April 30 1949, pp. 20–21, 136–39; and May 7 1949, pp. 36, 184–86.

Sheaffer Robert, UFO Sightings: The Evidence, Prometheus Books, New York, 1998. 328 s.

Sneider R. Robert, Letter to Chief of Staff, U.S. Air Force. October 7 1948.

Sneider R. Robert, Report to Directorate of Intelligence, U.S. Air Force. Air Intelligence Report no. 102-222-79. December 20 1948.

Spencer John & Evans Hilary, Phenomenon. Forty Years of Flying Saucers, Avon Books, New York, 1988. 414 s.

Spencer John & Spencer Anne, Fifty Years of UFOs. From Distant Sightings to Close Encounters, Boxtree Limited, Londres, 1997. 192 s.

Stanton L. Jerome, Flying Saucers: Hoax or Reality?, Belmont Books, New York, 1966. 158 s.

Steiger Brad, Proyecto Libro Azul, Edaf, Madrid, 1977. 384 s.

Story Ronald & Greenwell J. Richard, UFOs and the Limits of Science, William Morrow and Co. Inc., New York, 1981. 290 s.

Stringfield H. Leonard, Situation Red: The UFO Siege, Doubleday, New York, 1977. 224 s.

Swords D. Michael, Donald E. Keyhoe and the Pentagon: The rise of interest in the UFO phenomenon and what the government really knew, Journal of UFO Studies, new ser., 6, 195–211, 1996.

Swords D. Michael, Project Sign And The Estimate Of The Situation, UFO-Science.

Swords D. Michael, The McCoy letter, International UFO Reporter, 22 (1), Spring 1997, 12–17, 27.

Swords D. Michael, The Roswell Report: A Historical Perspective, J. Allen Hynek Center for UFO Studies, 1991. 146 s.

Swords D. Michael, The summer of 1947: UFOs and the U.S. government at the beginning. In George M. Eberhart (Ed.), The Roswell report. (pp. 9–38), Center for UFO Studies, Chicago, 1991.

Swords Michael, The summer of 1947: UFOs and the U.S. government at the beginning. In George M. Ebethart (Ed.), The Roswell report. (pp. 9-38). Chicago: Center for UFO Studies.

Tacker Lawrence, Flying Saucers and the U.S. Air Force, D. Van Nostrand Company Inc., New York, 1960. 164 s.

Todd G. Robert, Bill Moore and the Roswell Incident: The True Believers Deceived, The Spot Report, No.7, March 1997.

Todd Robert, Bill Moore and the Roswell incident: The true believers deceived, The Spot Report, 7, March 7 1997, pp. 1–8.

Trench Brinsley Le Poer, The Flying Saucer Story, Tandem, Londres, 1966. 190 s.

Twining F. Nathan, AMC opinion concerning “flying discs.” Letter to Commanding General, Army Air Forces. September 23 1947.

U.S. Air Force. Air Intelligence Division, & U.S. Navy. Office of Naval Intelligence. Analysis of flying object incidents in the United States. Air Intelligence Report no. 100-203-79. December 10 1948.

U.S. Air Force. Air Materiel Command, German flying wings designed by Horten Brothers. Technical Intelligence summary report no. F-SU-1110-ND. Dayton: Headquarters, Air Materiel Command. January 10 1946.

U.S. Air Force. Air Materiel Command, Unidentified aerial objects: Project “Sign.” Technical Report no. F-TR-2274-IA. Signed by Albert B. Deyarmond and Lawrence Truettner. Dayton: Headquarters, Air Materiel Command. February 1949.

U.S. Air Force. Air Materiel Command, Unidentified flying objects: Project “Grudge.” Technical Report no. 102-AC 49/15-100. Dayton: Headquarters, Air Mate-riel Command. August 1949.

U.S. Air Force. Directorate of Intelligence Information for Dr. George Valley. November 22 1948.

U.S. Air Force. Project Blue Book (1947–1969). Microfilm records, 92 reels. Available at the National Archives.

U.S. National Military Establishment, Project “Saucer.” Memorandum to the press, no. M 26-49. April 27 1949.

U.S. Navy. Chief of Naval Intelligence, Letter to Directorate of Intelligence, U.S. Air Force. November 4 1948.

Vallee Jacques, Anatomy of a Phenomenon. Unidentified Objects in Space–A Scientific Appraisal, Henry Regnery Company, New York, 1965. 209 s.

Von Buttlar Johannes, El fenómeno ovni, Plaza Janes, 1983. 254 s.

Weinstein Dominique, Aircraft UFO Encounters: military, airliner, private pilot’s UFO sightings from 1916 to 1997, Project ACUFOE, Paris, 1999. 60 s.

Wilkins T. Harold, Flying Saucers on the Attack, Ace Books, New York, 1967. 319 s.

Wilkins T. Harold, Flying Saucers on the Moon, Peter Owen Ltd., London, 1954. 329 s.

Wilkinson G. Frank, The Golden Age of Flying Saucers: Classic UFO Sightings, Saucer Crashes and Extraterrestrial Contact Encounters, New Paradigm Press, 2007. 120 s.

www.cufos.org/BB_Unknowns_1_7.pdf

El retablo de las maravillas (ufológicas) Parte 5

El retablo de las maravillas (ufológicas) Parte 5

Gonzalo Hernández contribuye con estos dos exvotos a este recuento de retablos con raíces ufológicas:

TlachicandoCuando estaba tlachicando Timoteo Perez se vió en grave peligro de que se lo llevara un ovni le agradece a la virgen de la soledad que no sufrio daño y solamente del susto se mió en los pantalones.

TexmelucanJoaquin Ramirez llevó a sus animales a que tomaran agua al jaguey y en un de repente se apareció un ovni y se llevó una vaca que era de su compadre. Le da infinitas grasias al niño de atocha de que a el no se lo llevaron y de que su compadre le creyó y no le cobró la vaca

Texmelucan 1969

Una erupción volcánica que reverbera 200 años después

Una erupción volcánica que reverbera 200 años después

Por William J. Broadaug

24 agosto 2015

25COVER-2-master1050-v2El profundo cráter volcánico fue producido por la erupción del Monte Tambora en Indonesia en abril 1815 – la más potente explosión volcánica en la historia. Crédito Iwan Setiyawan/KOMPAS, a través de Associated Press

En abril de 1815, la más potente explosión volcánica en la historia sacudió al planeta en una catástrofe tan grande que 200 años más tarde, los investigadores todavía están luchando para comprender sus repercusiones. Desempeñó un papel, ahora se entiende, en un clima helado, colapso agrícola y pandemias mundiales – e incluso dio lugar a monstruos famosos.

Alrededor de las exuberantes islas de las Indias Orientales Holandesas – hoy en día Indonesia – la erupción del Monte Tambora mató a decenas de miles de personas. Ellos fueron quemados vivos o muertos por rocas voladoras, o murieron posteriormente de hambre porque la ceniza pesada sofocó los cultivos.

Más sorprendente, los investigadores han encontrado que la gigantesca nube de partículas minúsculas se dispersó por todo el mundo, bloqueando la luz solar y produciendo tres años de enfriamiento planetario. En junio de 1816, una tormenta de nieve azotó el norte del estado de Nueva York. Ese julio y agosto, las heladas asesinas en Nueva Inglaterra asolaron las granjas. El granizo golpeó Londres durante todo el verano.

Una historia reciente de la catástrofe, “Tambora: The Eruption that Changed the World”, por Gillen D’Arcy Wood, muestra efectos planetarios tan extremos que muchas naciones y comunidades sufrieron oleadas de hambre, enfermedades, malestar social y declive económico. Los cultivos fallaron a nivel mundial.

25COVER1-master1050La profunda raíz de la erupción del Monte Tambora influyó en los cielos de las pinturas del siglo 19 como el “Canal de Chichester”, de J. M. W. Turner. Crédito Tate, de Londres 2015

“El año sin verano”, fue como llegó a ser conocido 1816, dio a luz no sólo a las pinturas de atardeceres y cielos tempestuosos sino dos géneros de la ficción gótica. La progenie monstruosa fueron Frankenstein y el vampiro humano, que han cobrado mucha importancia en el arte y la literatura desde entonces.

“El rastro de periódicos”, dijo el Dr. Wood, de la Universidad de Illinois, profesor de inglés, “vuelve una y otra vez a Tambora”.

La explosión gigantesca – 100 veces más grande que la del Monte Santa Helena – y su subsiguiente manto mundial han sido objeto de incremento de estudio. En los últimos años los científicos han tratado de comprender no sólo el pasado climatológico del planeta sino la probabilidad futura de tales desastres globales.

Clive Oppenheimer, un vulcanólogo de la Universidad de Cambridge, que ha estudiado la catástrofe del Tambora, puso la posibilidad de una explosión similar en el próximo medio siglo como relativamente baja – tal vez el 10 por ciento. Pero las consecuencias, añadió, podrían correr extraordinariamente alto.

“El mundo moderno”, dijo el Dr. Oppenheimer, “está lejos de ser inmune a los impactos potencialmente catastróficos”.

Antes de que explotara, Tambora era el pico más alto en una tierra de cumbres nubladas. Se encontraba en lo alto de la isla tropical de Sumbawa, sus agujas se elevaban casi tres millas. Latente durante muchos años, la montaña era considerada un hogar de dioses. Las aldeas salpicaban sus laderas, y los agricultores cercanos cultivaban arroz, café y pimienta.

En la noche del 5 de abril de 1815, de acuerdo a relatos de la época, las llamas se dispararon desde su cima y la tierra retumbó durante horas. Luego el volcán se quedó en silencio.

Cinco días más tarde, el pico estalló en un rugido ensordecedor de fuego, rocas y cenizas en ebullición que se escuchaba a cientos de millas de distancia. Ríos flameantes de roca fundida corrieron por las laderas, destruyendo los bosques tropicales y aldeas. Días más tarde, todavía furiosa pero para entonces hueca, la montaña se derrumbó, su altura de repente disminuyó casi una milla.

A nivel local, se estima que 100,000 personas murieron. Sumbawa nunca se recuperó.

Las repercusiones fueron globales, pero nadie se dio cuenta de que la muerte y el caos generalizado surgieron de la erupción a la mitad del mundo. Lo que surgió fue el folclore regional. Nueva Inglaterra llamó a 1816 “mil ochocientos y congeló a la muerte”. Los alemanes llamaban 1817 el año del mendigo. Estos y muchos otros episodios locales permanecieron desconocidos o sin conectar.

25SummerJP1-blog427Una representación temprana de Frankenstein. En el verano frío y tormentoso de 1816, mientras estaba de vacaciones en Suiza, Mary Shelley llegó a su relato espeluznante. Crédito The British Library Board

Fueron los científicos quienes comenzaron a hilvanar el panorama, especialmente el vínculo peculiar entre el vulcanismo de fuego y el clima helado. Un objetivo primordial era separar las fluctuaciones climáticas naturales de las de origen humano. Uno tras otro, los estudios llegaron a Nueva Inglaterra y su verano frígido de 1816.

El Dr. Wood amplió el retrato en su libro, que saldrá en edición de bolsillo el próximo mes. Se basa en cientos de artículos científicos, así como el conocimiento del Dr. Wood de la literatura del siglo 19 para poner al descubierto tres años de caos planetario, así como el origen de los demonios de ficción.

“Mi interés era comprender un evento global”, dijo el Dr. Wood en una entrevista, “y eso significaba el trabajo de detective serio en un montón de archivos desconocidos”. Cinco años de investigación lo llevaron a China, Europa y la India.

También lo transportó a Tambora, donde hizo frente a las sanguijuelas y las hojas afiladas para mirar a través de su caldera, de cuatro millas de borde a borde.

La montaña explosiva, dice el libro, lanzó unas 12 millas cúbicas de materia de tierra a una altura de más de 25 millas. Mientras que las partículas gruesas pronto cayeron con la lluvia, las más finas viajaron con los fuertes vientos en una nube extensa. “Pasó”, escribió el Dr. Wood, “a través de ambos polos norte y sur, dejando una huella delatora de sulfato en el hielo para que los paleoclimatólogos la descubrieran más de un siglo y medio más tarde”.

El velo mundial, las altas nubes de lluvia, reflejaban la luz solar de vuelta al espacio. Así que el planeta se enfrió. El manto, dijo el Dr. Wood, también dio lugar a tormentas muy por debajo.

Su libro vuelve a imprimir una pintura al óleo de 1816 de la Weymouth Bay, una ensenada protegida en la costa sur de Inglaterra, de John Constable – el cielo revuelto con las nubes oscuras. “En todas partes”, dijo el Dr. Wood, “los vientos volcánicos soplaron duro”. Señaló que ambos modelos el histórico y el de la computadora hablan de fuertes tormentas en ese entonces.

Las partículas altas en la atmósfera también produjeron espectaculares puestas de sol, como se detalla en las famosas pinturas de J. M. W. Turner, el paisajista pionero inglés. Sus cielos rojos vivos, comentó el Dr. Wood, “parecen como un anuncio para el futuro del arte”.

La historia también se llena de vida con los dramas locales, ninguno más importante para la historia literaria que el nacimiento del monstruo de Frankenstein y el vampiro humano. Eso ocurrió en el Lago Ginebra, en Suiza, donde algunos de los nombres más famosos de la poesía inglesa se habían ido de vacaciones de verano.

En 1816, Suiza, sin litoral y famosamente escabrosa, comenzaba a sentir el mal tiempo y las cosechas fallidas. Turbas hambrientas irrumpieron en panaderías después de que los precios del pan se dispararon. El libro relata la angustia de un sacerdote: “Es aterrador ver a estos esqueletos andantes devorando los alimentos más repulsivos con tal avidez”.

25SummerJP2-blog427Una escena de puerto de Caspar David Friedrich, pintada después de la erupción del Tambora, representa un cielo vivo. Crédito Erich Lessing/Art Resource, N.Y.

Ese junio, el frío y el clima tormentoso envió a los turistas ingleses a una villa junto al lago para calentarse junto al fuego e intercambiar historias de fantasmas. Mary Shelley, entonces de 18 años, era parte de un círculo literario que incluía a Percy Shelley, su futuro esposo, así como a Lord Byron. El vino fluía, al igual que el láudano, una forma de opio. Las velas parpadeaban.

En este ambiente cambiante, Mary Shelley llegó a su relato espeluznante de Frankenstein, que publicó dos años más tarde. Y Lord Byron golpeó el contorno de la historia de los vampiros modernos, publicado más tarde por un compatriota como “El Vampiro”. El tiempo monstruoso también inspiró el poema apocalíptico de Byron “La oscuridad”.

El libro del Dr. Wood documenta muchas otras repercusiones de la frialdad planetaria, dedicando un capítulo a una pandemia de cólera de 1817 que se inició en la India y recorrió el mundo matando a decenas de millones de personas. El Dr. Wood atribuye su aparición a una combinación mortal de cambios monzónicos y lluvias golpeando – una teoría principal de los principales detectives del cólera.

La pandemia se propagó y, finalmente, llegó a las Indias Orientales Holandesas. Sólo en Java mató a unas 125,000 personas – más, señaló el Dr. Wood, “de las que murieron en la propia erupción volcánica”.

También perfila el frío invernal en la provincia de Yunnan, en el sur de China, una tierra de montañas y selvas recorridas por tigres y elefantes. Los cultivos de arroz allí fracasaron rápidamente, y el hambre mordió profundamente durante años. En julio de 1816, el Dr. Wood ha señalado, la provincia tenía “nieves sin precedentes”.

El poeta, Li Yuyang, que tenía 32 años cuando Tambora comenzó su alboroto mundial, escribió de aguaceros fríos e inundaciones repentinas en “Un Suspiro de lluvia del otoño”.

El agua que se derrama de los aleros me ensordece.

La gente corre de casas que caen por millares

Y decenas de miles, por el trabajo de la lluvia

Es peor que el trabajo de los ladrones. Los ladrillos se agrietan. Las paredes se caen.

En un instante, la casa se ha ido.

El Dr. Wood cierra con un retrato del Este de los Estados Unidos en 1816, centrándose en primer lugar en el estado de Nueva York. Un día de junio, cuatro compañeros jóvenes se acercaron a la escuela, la mayoría descalzos. Luego una tormenta de nieve golpeó. Al principio despedidos, los niños corrían por sus vidas cuando la nieve subió a sus rodillas. Tuvieron éxito en alcanzar cabinas cálidas y chimeneas.

Para Thomas Jefferson, el dolor duró más tiempo. El tercer presidente de los Estados Unidos, retirado en su finca en Virginia, se enfrentó a un verano desastroso en 1816 debido a la temporada de crecimiento extraordinariamente corta. El siguiente año fue igualmente malo.

En una carta, Jefferson expresó su preocupación por la posible ruina de su finca Monticello “si las estaciones continúan, en contra del curso de la naturaleza observada hasta ahora, seguirán siendo hostiles a nuestra agricultura”.

Las innumerables víctimas y beneficiarios ocasionales de la furia del Tambora eran ajenos a las raíces volcánicas de sus circunstancias, señaló el Dr. Wood, por lo que el reto de escribir sobre ello es formidable y “de vez en cuando hace que reflexionemos”.

De manera más general, dijo, la revelación de la ruina volcánica mundial – un retrato de 200 años – ofrece una especie de meditación sobre la dificultad de descubrir los sutiles efectos del cambio climático, si sus orígenes se encuentran en la furia de la naturaleza o los subproductos invisibles de la civilización humana.

Es, comentó el Dr. Wood, “difícil de ver y no menos difícil de imaginar”.

http://www.nytimes.com/2015/08/25/science/mount-tambora-volcano-eruption-1815.html?_r=0