Usted paga, la computadora reza por usted

Usted paga, la computadora reza por usted

Por Bill Christensen, Technovelgy.com

25 de marzo de 2009

Information Age Prayer es un sitio que le cobra una cuota mensual por rezar por usted. Un cargo típico es de $ 4.95 por mes para decir tres oraciones por usted, cada día.

«Utilizamos lo más avanzado en sintetizadores de voz para cada oración y en un volumen equivalente a la velocidad típica de una persona rezando», afirma la empresa. «Cada oración es rezada por separado, con el nombre del abonado en la pantalla».

Sin embargo, los precios son dictados por la longitud de la oración. Como se señala en la sección de preguntas de Information Age Prayer, «una oración con descuento le costará menos que otras oraciones de igual longitud».

Estoy fascinado por la intersección entre la religión y la tecnología, al igual que algunos conocidos escritores de ciencia ficción. Por ejemplo, si una máquina puede decir una oración por ti, ¿por qué no tener un papa o todo el clero robotizado?

En su cuento de 1971 Good News From The Vatican, el escritor Robert Silverberg narra la historia de un cardenal robot que un día podría convertirse en Papa:

«El rabino Mueller se quitó sus lentes de sol»¦ «˜Te puedo decir que su eminencia es alto y distinguido, con una voz fina y una sonrisa gentil…»

«˜Pero está montado sobre ruedas, ¿o no es él?»™ insistió Kenneth.

«˜En orugas»™, respondió el rabino, dando una ardiente y devastadora mirada a Kenneth. «Orugas, como un tractor. Pero no creo que las orugas sean espiritualmente inferiores a los pies, o, en este caso, a las ruedas…»™

«Cada época tiene el Papa que se merece», observó tristemente hoy en el desayuno el Obispo Fitzpatrick. «˜El Papa apropiado para nuestra época es un robot, sin duda…»™»

En la novela de Roger Zelazny, galardonada con la Hugo de 1967 Lord of Light, él describe un pray-o-mat (máquina de rezar):

«Era una máquina, brillante y metálica, ante la que ellos se movían.

«Un hombre insertó una moneda en la boca de un tigre de acero. La máquina comenzó a ronronear. Presionó los botones, similares a animales y demonios. Entonces apreció un destello de luces a todo lo largo de las Nagas, las dos serpientes santas que se retorcían sobre la faz transparente de la máquina.

«El hombre señaló hacia abajo, a la palanca, que salía a un lado de la máquina, como si fuera la cola de un pez.

RuedaDeRezo «Una luz azul santa llenó el interior de la máquina, las serpientes se encendieron; y allí, en medio de la luz y una música suave que había comenzado a tocar, apareció una rueda de oraciones y comenzó a girar a un ritmo furioso.

«El hombre tenía una expresión beatífica».

Los fans de Douglas Adams también podrían recordar el Electric Monk de la Holistic Detective Agency de Dirk Gently:

«El Monje eléctrico fue un dispositivo ahorrador de trabajo, como un lavavajillas o una grabadora de vídeo… El Monje eléctrico creía cosas para usted, lo que le ahorraba hacer lo que se estaba convirtiendo en una tarea cada vez más onerosa, creer en todas las cosas que el mundo espera que usted crea».

http://www.livescience.com/technology/090325-computer-prayer.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.