El misterio de las centellas (344)

El misterio de las centellas (344)

Yo estaba durmiendo luego de un día pesado en las montañas Catskill. No recuerdo rayos o truenos. La puerta de la cocina se abrió. Yo estaba durmiendo en la cocina. Un zumbido, un sonido zumbante. Lo escuché de nuevo. Abrí los ojos para ver una centella del tamaño de una pelota de golf, entró por el techo de la cocina y salió por la puerta. Curioso, me dirigí a la cocina, encendí la luz, y volvió a suceder, y otra vez y otra vez. Después de cerrar la puerta del porche oí la centella fuera de la puerta, que estaba tratando de volver a la cocina. Sonaba como si estuviera flotando. Cuando la centella estaba en la cocina, era una bola giratoria de plasma caliente blanco con destellos de chispas rojas y amarillas.

Donato

Queens, NY USA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.