Las embarazadas y el dengue hemorrágico

ESCRUTINIO

Las embarazadas y el dengue hemorrágico[1]

Juan José Morales

Las mujeres embarazadas que contraen dengue tienen más probabilidades de que la enfermedad sea especialmente severa, e incluso de morir. Así lo reveló un estudio realizado en Brasil pero que resulta de especial interés para quienes vivimos en la península de Yucatán, ya que esta enfermedad es un serio problema de salud en la región.

clip_image001Este es el Aedes aegypti, mosquito transmisor del virus del dengue. La enfermedad presenta dos variantes, la clásica o común y la hemorrágica, que es la más peligrosa e incluso mortal y entre sus síntomas incluye sangrados nasal y en las encías, vómito con sangre, moretones y alteraciones de la menstruación.

El estudio fue publicado en el número de abril de la revista Public Library of Science (Medicine) y según sus resultados, las mujeres preñadas tienen 3.4 veces más probabilidades de sufrir dengue hemorrágico, que es la forma más grave y peligrosa de este padecimiento, y entre ellas la tasa de mortalidad es más elevada que entre las mujeres no embarazadas. Las cifras, por lo demás «”dicen los autores del estudio»”, parecen ser más bien conservadoras y probablemente los porcentajes son más elevados, ya que no siempre se diagnostican los casos de dengue hemorrágico para distinguirlos del dengue común.

Los investigadores no tratan de explicar a qué se debe la diferencia en morbilidad y mortalidad entre gestantes y no gestantes, sino que sólo señalan el hecho, que implica obviamente la necesidad, durante las epidemias de dengue, de prestar mayor atención a las mujeres embarazadas dada su mayor vulnerabilidad.

El dengue «”que se transmite por la picadura de mosquitos y contra el cual no se ha podido desarrollar una vacuna»” es un grave problema de salud pública en todo el mundo, pero particularmente en las naciones menos desarrolladas. Según los registros de la Organización Mundial de la Salud, anualmente ocurren unos 50 millones de casos,

En México, y específicamente en el sureste, el dengue es un azote crónico. De acuerdo con los últimos informes de las autoridades sanitarias, Quintana Roo se encuentra en el cuarto lugar nacional por el número de casos, de los cuales de enero a abril de este año se habían registrado 438, con la agravante de que cerca de la mitad de ellos «”el 44.2% para ser precisos»” fueron de la variedad hemorrágica, que como decíamos es la más severa, difícil de tratar y con frecuencia mortal.

Es también preocupante el marcado incremento en el número de enfermos en Quintana Roo con relación al año pasado, durante el cual en el mismo lapso hubo solamente 251. Es decir, los casos se dispararon en más de 74%. Y ello pese a que los primeros meses del año corresponden a la temporada de secas, cuando los mosquitos no abundan tanto y en consecuencia son menores las posibilidades de transmisión del padecimiento. En plena temporada de lluvias, que ya se ha iniciado, la situación probablemente se agravará.

Las autoridades sanitarias estatales han tratado de explicar este aumento en la incidencia del dengue diciendo que el mosquito se ha vuelto más resistente a los insecticidas usados para combatirlo, que el insecto se ha adaptado a las condiciones ambientales de la época de secas, y que hay nuevas variantes del microorganismo causante de la enfermedad debidas a mutaciones.

En el vecino estado de Yucatán, sin embargo, la incidencia de dengue ha disminuido en lugar de aumentar, pese a que prácticamente las condiciones son las mismas que en Quintana Roo.

Sea como sea, lo importante de todo esto es que «”a juzgar por los resultados del estudio hecho en Brasil»” las mujeres embarazadas son más susceptibles a padecer la peligrosa variedad hemorrágica del dengue y, en caso de contraerla, sus probabilidades de morir resultan mayores que en el caso de las mujeres no gestantes. Por ello, las acciones preventivas deben tomar en cuenta muy especialmente a ese sector de la población.

Comentarios: kixpachoch@yahoo.com.mx


[1] Publicado en los diarios Por Esto! de Yucatán y Quintana Roo. Martes 18 de junio de 2013.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.