El misterio de las centellas (1045)

El misterio de las centellas (1045)

Esto sucedió anoche. Hubo una fuerte tormenta. Un rayo cayó en nuestra casa. Fue un golpe muy fuerte. Mi hija y yo estábamos de pie en el cuarto de baño. A continuación, la habitación se iluminó con 2 o 3 pequeñas bolas azules de luz, que comenzaron a agrietarse/explotar. Me dolieron mis pies. No estaban calientes, pero yo podía sentir el calor de ellas cuando explotaron. Grité. Mi hija gritó. Mi marido vino a salvarnos/consolarnos, diciendo que él pudo ver la luz azul parpadeante por el pasillo, y escuchar los «petardos» también. Mi marido piensa que eran centellas. Todo lo que sé es que fue una de las experiencias más aterradoras de mi vida entera.

Allison W.

OK USA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.