Buscando monstruos con satélites

Búsquedas con satélites podrían avistar al Bigfoot y al monstruo de Loch Ness

Benjamin Radford

El aventurero Steve Fossett se perdió el 3 de septiembre a unas 70 millas al sureste de Reno, Nevada, en una pequeña planicie. Él no dejó ningún plan de vuelo, y los investigadores han peinado diez mil millas cuadradas de Nevada y de California. Después de semanas de búsquedas infructuosas, y con la ventana de supervivencia agotándose, los usuarios de la Web se aprestaron para ayudar en el rescate de Fossett, desde la comodidad de sus propios hogares.

Usando un programa llamado Mechanical Turk, se analizaron imágenes de alta resolución del área de búsqueda tomadas con satélites. Se les mostró una sola imagen de satélite y se les pidió a los participantes que observaran cualquier objeto o resto que pudiera ser un avión o sus restos.

La búsqueda solucionó algunos misterios: se encontraron varias ruinas de aviones pequeños previamente desconocidos «“algunos de la década de los cincuenta. Aunque Fossett y su avión siguen perdidos, la tecnología basada en los satélites usada para buscarlo, teóricamente se podría aplicar a otros tipos de búsquedas. Finalmente podría verificar la existencia de grandes y misteriosas criaturas, que supuestamente habitan la tierra. Los animales desconocidos tales como Bigfoot y el monstruo de Loch Ness, por ejemplo, podrían ser localizados y capturados fácilmente -si existen.

Mientras que los satélites estarían limitados para usarse en áreas densamente boscosas, se han reportado criaturas Bigfoot en muchos lugares con relativamente poco bosque, incluyendo Nevada, New México, Utah, Texas y Arizona. Los Bigfoot de 12 pies podrían o no ser difíciles de ver, pero una familia de ellos sería más fácil de encontrar. Además, no puede haber solamente un Bigfoot; debe haber una población entera de ellos. Se estima que hay entre 6,000 y 10,000 sólo en Norteamérica. Seguro que una búsqueda coordinada, de imágenes de satélites revelaría docenas, si no centenas o millares, de Bigfoot en áreas alejadas a cualquier hora del día.

La búsqueda también podría incluir aguas superficiales. Se reportan muchos monstruos de lago y serpientes de mar de 50 pies o más largos, y salen a la superficie regularmente donde los ven. Si los investigadores de sillón se toman esta tarea, podrían supervisar los lagos habitados por monstruos tales como el Loch Ness de Escocia, el lago Okanagan de Canadá y el lago Champlain usando tecnología de Google Earth. Los cazadores de monstruos no necesitan sumergir sus pies en los fríos lagos o internarse valientemente en el bosque en su búsqueda; pueden explorar docenas de millas cuadradas con una taza de café caliente en sus ratos libres.

Por supuesto, si se hacen tales búsquedas y aún así no revelan ninguna prueba sólida de la existencia de los monstruos, pocas mentes serán cambiadas. Los creyentes duros siempre podrán afirmar que todas las bestias monstruosas se ocultaron de alguna manera o son maestros del camuflaje. O que los investigadores no buscaron lo suficiente o en los lugares correctos.

Sólo se necesita un Bigfoot o un monstruo de lago vivo o muerto para probar para siempre que existen, pero ninguna cantidad de búsquedas fallidas probará que no existen.

http://news.yahoo.com/s/livescience/20070925/sc_livescience/satellitesearchescouldspotbigfootlochnessmonster

Un pensamiento en “Buscando monstruos con satélites”

  1. Saludos buscadores, busco personas que sepan buscar y tengan equipos modernos para inspeccionar en un lago rodeado de selva con 0 personas alrededor. Contactenme por favor con algunaventurero cuerdo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.